Álvaro Pimentel: «La prioridad de Cs es el cambio. El Consistorio tiene que cambiar radicalmente»

“Espadas es el inmovilismo puro y duro. Su fiel reflejo. Vende mucho humo. La ciudad da sensación de inseguridad, está muy sucia, la movilidad es un problema, los aparcamientos, los árboles, la falta de poda... Ejemplos de mala gestión”, señala el candidato de Cs a la Alcaldía de Sevilla

Álvaro Pimentel, candidato de Cs a la Alcaldía de Sevilla / Foto: Manuel Olmedo
Álvaro Pimentel, candidato de Cs a la Alcaldía de Sevilla / Foto: Manuel Olmedo

“Espadas es el inmovilismo puro y duro. Su fiel reflejo. Vende mucho humo. La ciudad da sensación de inseguridad, está muy sucia, la movilidad es un problema, los aparcamientos, los árboles, la falta de poda... Ejemplos de mala gestión”, señala el candidato de Cs a la Alcaldía de Sevilla

-Cómo afronta el 26M?

–Con muchísima ilusión. Vamos a ser la sorpresa el domingo. Salimos a ganar, vamos a ser la alternativa a Espadas y a la sucursal del «sanchismo» en Sevilla con sus socios populistas.

–Aunque conozca el paño, ¿le han avisado de dónde se mete?

–He estado detrás colaborando con el grupo municipal y como asesor en el grupo de Diputación los últimos cuatro años. Conozco la casa y las personas que están. Ahora estoy dando la cara.

–El anterior candidato dio la cara también, Javier Millán, y se la «partieron».

–No voy a hablar del pasado. Estoy para hablar de futuro.

–El alcalde está abierto a que le busquen para pactar pero él no va a buscar a nadie.

–Tiene su derecho a tener su táctica. La mía es conseguir la mayoría suficiente para ser alcalde y de pactos no voy a hablar hasta que los sevillanos y decidan qué gobierno quieren.

–Sale a ganar pero las encuestas le colocan como llave del Gobierno.

–Las encuestas que a mí me sirven son las de las elecciones y cada vez que se han abierto las urnas, en España y en Sevilla Cs ha crecido. Ganamos las elecciones en Cataluña sin estar previsto en las encuestas; tuvimos un gran resultado en las autonómicas pese a que las encuestas nos daban menos; tuvimos un gran resultado en las generales y también las encuestas nos daban menos; y estoy convencido de que el domingo vamos a ganar las elecciones. Veo el interés que tiene el sevillano en el cambio y vamos a ser la sorpresa.

–¿Cuál es el proyecto de Cs?

–Convertir Sevilla en una ciudad moderna, segura, sostenible, líder en la creación de empleo y fomento del emprendimiento y sobre todo que garantice la igualdad de oportunidades entre todos sus habitantes.

–¿Caben más turistas en Sevilla?

–No me gusta hablar de turismofobia. Sevilla es una ciudad turística hace ya muchos años. Es verdad que ahora estamos en un boom en muchas zonas. ¿Qué hay que intentar hacer? Desconcentrar la oferta cultural para que no se sientan ciertos barrios masificados. Tenemos prevista una delegación de patrimonio histórico que ponga en valor muchos monumentos totalmente desconocidos para los sevillanos y los visitantes y que los actuales que también están en mal estado se puedan restaurar para que con una mayor oferta se abra el patrimonio a más barrios con la posibilidad de que los turistas visiten más zonas y no tengan que estar concentrados en el triángulo de la Catedral, el Alcázar y el barrio de Santa Cruz. No sólo con patrimonio histórico del Ayuntamiento, que es muy rico y tiene muchos bienes guardados a cal y canto, sino también ayudar a terceras entidades –iglesias, empresas, personas privadas– que tienen monumentos que por falta de ayudas no pueden poner en valor o restaurarlos. El Ayuntamiento puede buscar patrocinios, ayuda para conseguir fondos, no tiene que sufragarlo directamente siempre. Esta delegación ejecutaría el plan director de patrimonio. Es inconcebible que Sevilla no lo tenga para atraer un turismo de mayo calidad. Sevilla siempre ha sido una ciudad abierta y queremos que siga siéndolo.

–En movilidad, ¿el metro tiene que ser la gran apuesta?

–Sin duda. La red completa de metro con un cronograma de obras, financiación. Que nos engañen más a los sevillanos y que no enfrenten a barrios contra barrios. También es fundamental el Cercanías Aeropuerto-Santa Justa. Estaba dotada con 5 millones en los presupuestos gracias a una enmienda de nuestra diputada Virginia Millán y no ha sido ejecutada por el señor Sánchez y todavía estamos esperando a que Espadas proteste o diga algo. Sólo ha ido a San Telmo cuando ha habido cambio de Gobierno, antes nunca. Y a Sánchez no le ha reclamado estas partidas y otras.

–¿Considera que Espadas es un alcalde inmovilista?

–Es el inmovilismo puro y duro. Su fiel reflejo. Vende mucho humo. La ciudad da sensación de inseguridad, está muy sucia, la movilidad es un problema, los aparcamientos, los árboles, la falta de poda... Ejemplos de la mala gestión. Los propios recursos humanos del ayuntamiento los tiene totalmente abandonados.

–¿Qué le parece que la Policía multe a los usuarios de VMP por un permiso que Movilidad no concede desde enero?

–Un ejemplo claro de mala gestión. El Ayuntamiento también ha pecado de una maraña burocrática y falta de digitalización. Estas cosas se debía pedir vía telemática como otros ayuntamientos que están en el siglo XXI, el ayuntamiento de Sevilla en su forma de trabajar está en los años 50 del siglo XX. Hay que hacer un peregrinaje administrativo cuando en otras ciudades con un «clic» lo tienes solucionado. Vamos a impulsar con la Junta el proyecto cero papeles, con la digitalización absoluta del Ayuntamiento.

–¿Cómo es posible que Sevilla, que es una de las grandes ciudades de España, tenga siete de los 15 barrios más pobres de España?

-Es aún más grave: los tres primeros más pobres están aquí. Es una vergüenza. Yo he pedido perdón en las asociaciones de vecinos. No entiendo cómo se ha podido permitir. Esa desidia absoluta, abandono absoluto, dejación absoluta. Se nos tenía que caer la cara de vergüenza. y más a los que han tenido responsabilidades de gobierno. Espadas no ha hecho autocrítica y mientras vendiendo una gestión estupenda.

–¿Se gobierna para el centro y barrios colindantes?

–Espadas no sale de ahí y es imposible que sepa la realidad de los barrios. Está dedicado a vender humo. El alcalde tiene que mirar a los ojos a los sevillanos.

¿Entonces la prioridad de Cs, por su discurso, es el cambio?

–El cambio. Total. Tienen que cambiar los métodos de trabajo del ayuntamiento que están anquilosados en el pasado. Con la digitalización, facilitando la labor a las empresas, se va a poder generar más empleo y recursos para aumentar los servicios públicos. Pero tiene que cambiar radicalmente el Ayuntamiento.

–¿Como agente o como palanca del cambio?

–Somos el cambio de verdad. Queremos que Sevilla sea una ciudad del siglo XXI y lo vamos a hacer.