Cuenca «estudiará» que la conquista de los Reyes Católicos no sea día festivo

La tarasca anuncia los días grandes vestida de flamenca
La tarasca anuncia los días grandes vestida de flamenca

Una plataforma retoma ahora la sustitución de la fiesta local de la Toma por el día de Mariana Pineda

El cambio en la Alcaldía de Granada ha provocado que se pongan encima de la mesa debates que se venían arrastrando desde hace años. Uno de ellos es la reivindiación de la Plataforma Granada Abierta para que se declare festivo en la ciudad el 26 de mayo, cuando se conmemora el aniversario del ajusticiamiento de Mariana Pineda y sustituir así a la Toma, que conmemora la conquista de los Reyes Católicos.

«Estamos ante un acto de recuperación de la memoria histórica. Ésta debe ser la gran fiesta de Granada capaz de unir a la ciudadanía en torno a los símbolos de igualdad, libertad y liberación de la mujer porque Mariana significa todo eso», apuntó ayer Francisco Vigueras, portavoz de la plataforma.

Este colectivo entiende que el día de Mariana Pineda debería sustituir a la fiesta local de la Toma, que todos los 2 de enero conmemora la conquista de Granada por los Reyes Católicos, porque ésta ha evolucionado «hacia una situación insostenible en democracia, con división, enfrentamientos y riesgo para la convivencia», dijo Vigueras.

Este argumento ha sido repetido en los últimos años, aunque el ex alcalde José Torres Hurtado era defensor de seguir celebrando este «hecho histórico». Este mismo año recalcó que se trataba de «una fiesta muy querida y deseada y lamentablemente siempre hay gente que la critica, aunque yo no lo comparto».

La cuestión estriba ahora en la decisión que tomará el actual aldalde de la ciudad, el socialista Francisco Cuenca. De momento, hoy participará con «orgullo» en la procesión del Corpus para representar a los granadinos en su día grande, aunque admitió que existe un debate sobre la declaración de los días de fiesta local.

Sobre la demanda de sustituir la fiesta del día de La Toma de Granada del 2 de enero por un festivo el 26 de mayo en honor a Mariana Pineda, Cuenca no se cerró en banda porque, según dijo, existe una demanda para engrandecer su figura: «Lo valoraremos con el resto de la corporación porque depende de todos los grupos políticos», dijo.

Cuenca es alcalde gracias a los apoyos de Ciudadanos, Podemos e IU. Cualquier decisión al respecto debe contar con el beneplácito de todas estas formaciones políticas siempre que el PP se muestre en contra de la propuesta.