MENÚ
domingo 16 junio 2019
05:10
Actualizado

García sitúa el turismo y la agricultura como prioridades

El nuevo presidente de la Diputación Provincial de Almería quiere luchar «contra la despoblación» y encara «un trayecto cargado de ilusión»

  • Javier Aureliano García saluda al presidente saliente, Gabriel Amat / Foto: Efe
    Javier Aureliano García saluda al presidente saliente, Gabriel Amat / Foto: Efe
Almería.

Tiempo de lectura 4 min.

12 de enero de 2019. 20:16h

Comentada
L. R. A.  Almería. 13/1/2019

El popular Javier Aureliano García fue investido ayer como nuevo presidente de la Diputación de Almería, tras la dimisión el pasado 29 de diciembre de Gabriel Amat. En su discurso, García situó la apuesta del «nuevo proyecto político» en los pilares fundamental de la economía almeriense, como el turismo y la agricultura, la creación de empleo y riqueza y la prestación de servicios a los 103 municipios. García cogió así el relevo de Amat al frente de la Diputación Provincial, donde ha ejercido el cargo de vicepresidente primero, portavoz del equipo de gobierno y responsable de Turismo durante las dos últimas legislaturas. Para su investidura, contó con el apoyo de todos los diputados provinciales del PP, mientras que la oposición, PSOE, IU y C’s votaron en blanco, al no haberse presentado ningún otro candidato a la elección.

El acto contó con una asistencia multidudinaria de familiares y amigos del nuevo presidente de la Diputación de Almería, así como de representantes institucionales, sociales y políticos de la provincia y del PP, entre ellos, el secretario general del partido, Teodoro García Egea, y el presidente de la Diputación de Málaga, Elías Bendodo.

García Egea, en referencia al nuevo presidente de la Diputación, aseguró que «pocas veces se producen acontecimientos como el de hoy» y se mostró orgulloso «por un doble motivo: es una persona joven que ha crecido haciendo un gran servicio para la provincia en todos los puestos de responsabilidad en los que ha estado, que asume una de las responsabilidades más importantes que puede tener uno en su tierra».

«Pocas veces una persona con tanta trayectoria y tan querida para mí profesionalmente como Gabriel Amat deja un legado difícil de superar. Javier Aureliano lo tiene difícil para igualar ese trabajo, ese tesón, esa personalidad arrolladora. Para el PP, Gabriel es de referencia y Javier representa la renovación tranquila», señaló el secretario general de los populares, quien definió a Amat como «ejemplo de constancia, buen hacer, trabajo y amor por su tierra».

En su discurso de investidura, el nuevo presidente subrayó que «ahora comienza un nuevo trayecto cargado de ilusión», incidiendo en los buenos resultados turísticos obtenidos en los últimos años con la marca «Costa de Almería». Una «satisfacción personal» que ha permitido «consolidar el destino a nivel nacional e internacional», aumentar el número de vuelos hasta los 218 semanales registrados este verano y «convertir a Almería en la provincia andaluza que más ha crecido en turismo, según el Consejo de Turismo de la Confederación de Empresarios de Andalucía».

Así, García destacó que «una de las premisas promocionales” para el nuevo equipo de gobierno de la Diputación Provincial será la unión entre «turismo-deporte-gastronomía» y la apuesta por «trabajar de forma trasversal» y en estrecha relación con «los empresarios turísticos de la provincia».

En la agenda de trabajo de García también se incluye otro de los pilares de la economía almeriense, la agricultura, para la que el nuevo líder de la institución provincial explicó que habrá «inversiones que repercutan directamente en el sector, con la ejecución de los planes de caminos rurales y la promoción agroalimentaria», a través de la marca «Sabores Almería».

La «lucha contra la despoblación del interior de la provincia» fue otros de los aspectos en los que García incidió en su discurso de investidura. Así, anunció que continuarán apostando por el agua como «hilo vertebrador y fuente de vida» de la provincia y que este año se pondrá en marcha un plan para los autónomos de los municipios de menos de 3.000 habitantes. Una iniciativa que contará con una inversión de 40 millones de euros para los próximos cinco años y que permitirá «financiar a coste cero tanto los proyectos de los nuevos autónomos como de aquellos que ya están ejerciendo su actividad. Una medida que ayudará a luchar contra la despoblación, que permitirá la creación de empleo y que contribuirá al desarrollo y crecimiento de nuestros emprendedores».

Además, la Diputación de Almería también anunció que «se va a hacer aún más próxima a los pequeños pueblos mediante la implantación de nuevos cajeros que servirán para su relación tanto con esta institución como con su entidad financiera». Una solución más para fijar la población y que jóvenes y mayores vivan en sus municipios.

Últimas noticias