Las Cortes se convierten en punto de convivencia y «tierra de acogida»

Silvia Clemente anima a «seguir trabajando» para conocer mejor la realidad migratoria

La presidenta de las Cortes regionales, Silvia Clemente, saluda a los participantes en el acto «Castilla y León, tierra de acogida
La presidenta de las Cortes regionales, Silvia Clemente, saluda a los participantes en el acto «Castilla y León, tierra de acogida

Las Cortes de Castilla y León volvieron a demostrar su hospitalidad y convivencia al abrir sus puertas a un numeroso grupo de inmigrantes para conocer sus reivindicaciones.

Las Cortes de Castilla y León volvieron a demostrar su hospitalidad y convivencia al abrir sus puertas a un numeroso grupo de inmigrantes para conocer sus reivindicaciones. La presidenta, Silvia Clemente, tras darles la bienvenida, agradeció la presencia dentro del colectivo a 38 refugiados sirio y les trasladó «el apoyo y la solidaridad» de la sociedad de nuestra Comunidad, que «siempre está a su lado y ha reclamado una solución a esta situación».

Y es que, según aseguró en el acto «Castilla y León, tierra de acogida», dentro de las iniciativas impulsadas por el Parlamento autonómico con motivo de la celebración del Día de la Comunidad, destacó que «somos territorio de emigrantes y comprendemos y sentimos muy de cerca la realidad de la inmigración y la experiencia vital que comporta».

Por ello, Silvia Clemente animó a «seguir trabajando» para mejorar el conocimiento de la realidad migratoria en la Región y potenciar los valores positivos que aportan los inmigrantes a la sociedad. Este es también el objetivo de estos actos organizados desde las Cortes para «obtener una mayor sensibilización social», además de dar visibilidad al «talento y a la riqueza» con la que contribuyen los inmigrantes al desarrollo económico. «Una riqueza que añade valor a nuestra sociedad y contribuye a la mejora y al bienestar de todos los castellanos y leoneses», subrayó.

Juventud y fuerza

La presidenta del Parlamento autonómico añadió que Castilla y León está «dispuesta a incorporar todo el potencial que los inmigrantes representan, juventud y fuerza, porque constituye un aporte esencial al crecimiento y al desarrollo económico y social de la Comunidad» y «desempeña un papel fundamental y clave a la hora de construir una sociedad más próspera y solidaria».

Silvia Clemente resaltó que el encuentro se consolide, con «dimensión más amplia» para llegar a un mayor número de inmigrantes, a través de un programa de actividades culturales y de carácter familiar en el que participan 880 inmigrantes, así como extender su celebración a otros lugares de la Región mediante acciones programadas en todas las provincias. Con este acto simbólico, reflejó la presidenta, se pretende mostrar «como la tierra de acogida que siempre ha sido Castilla y León» y expresar el reconocimiento público de todos los castellanos y leoneses, representados en el Parlamento regional, «hacia los inmigrantes y refugiados que aquí residen».

Por su parte, el colectivo de inmigrantes leyeron un manifiesto en el que reividicaron más empleo como herramienta «integradora» y reclamaron igualdad en la formación y en el acceso a la Sanidad.