Los planes de igualdad en las empresas mejoran la productividad y reducen costes

Pese a ello, Cecale dice que queda mucho por mejorar, sobre todo en las micropymes y en el sector Servicios

Ángela de Miguel y Conchi Alonso presentan el informe
Ángela de Miguel y Conchi Alonso presentan el informe

Los planes de igualdad no solo favorecen una mayor productividad en las empresas sino que, además, mejoran la satisfacción de los clientes, reducen costes laborales al haber menos absentismo y bajas en el trabajo, y ayudan también a retener talento y personal cualificado.

Así lo cree y así lo destacaba ayer la vicepresidenta de Cecale, Ángela de Miguel, al presentar en compañía de la responsable de Igualdad de la patronal autonómica, Conchi Alonso, un informe sobre la igualdad laboral en las empresas de Castilla y León.

Un estudio elaborado por Cecale con datos extraídos de casi ochenta empresas y de la opinión de empresarios participantes en talleres realizados por la Región, en el que se revela que, aunque se ha avanzado mucho en los últimos años en esta materia y el empresario es cada vez más sensible a este asunto, las empresas, y especialmente las más pequeñas, son todavía muy reticentes a implantar planes de igualdad (sólo una de cada cuatro). La mayoría de ellas se decantan por poner en marcha medidas concretas y específicas. Como por ejemplo en el ámbito de la conciliación laboral y familiar o en la flexibilización de los horarios.

El coste que le supone al empresario poner en marcha un plan de igualdad en su negocio así como el hecho de tener que llevar a cabo estudios previos se encuentran entre las causas del por qué los empresarios apuestan por medidas específicas.

El informe pone de manifiesto también que el sector Servicios es el que cuenta con menos planes de igualdad implantados en las empresas, con apenas un 28 por ciento. Por el contrario, la Industria es, con un 60 por ciento, la que se está convirtiendo en tractora de estos programas de Igualdad y en un ejemplo a imitar para el resto del tejido productivo, según Ángela de Miguel.

La encuesta refleja también que cada vez hay más mujeres trabajando en puestos de responsabilidad, pero que todavía queda mucho por mejorar y avanzar en cuanto a la brecha salarial se refiere, cuya tasa en Castilla y León se sitúa en el entorno del 23 por ciento. Una cifra que, pese a todo, es de las más bajas de Europa.

Para la vicepresidenta de la patronal Cecale, el «desconocimiento» existente de las ventajas que tiene para las empresas contar con un plan de igualdad, está detrás de todas estas cifras. Por este motivo, Ángela de Miguel apuesta de cara al futuro por incrementar la labor de difusión de todos los programas de apoyo de todas las administraciones, y especialmente entre las empresas más pequeñas.

Cláusulas en los convenios

de cara al futuro, Ángela de Miguel defiende dar un nuevo impulso a la igualdad de oportunidades a través de la inclusión de cláusulas específicas en los convenios colectivos que se firmen, sobre todo en las pymes. Según el informe, el 55 por ciento de las empresas con menos de diez trabajadores cuenta con estas cláusulas en sus convenios, un porcentaje muy inferior respecto a las que tienen más de 250 empleados, que sube al 75 por ciento.