Soria, Teruel y Cuenca plantan cara al aislamiento, el olvido y la despoblación

Sus tres diputaciones quieren convertirlas en «territorios de oportunidades»

El presidente de la Diputación de Soria, Luis Rey, recibe al de Teruel, Ramón Millán
El presidente de la Diputación de Soria, Luis Rey, recibe al de Teruel, Ramón Millán

Soria, Teruel y Cuenca quieren plantar cara a la despoblación. El presidente de la Diputación turolense, Ramón Millán, planteó denominar a estas provincias como «territorios de oportunidades». El propósito es dar «la vuelta a la situación de ostracismo que padecen y aunar fuerzas para reclaman al Gobierno de España que exija a Europa financiación adicional para desarrollar proyectos productivos». «No es que a estos territorios tengan que llegar fondos adicionales por estar despoblados y envejecidos sino porque cuentan con ideas concretas que tienen el reto y la posibilidad de paliar la situación», añadió.

Millán se reunió en el día de ayer en Soria con el presidente de la Diputación, Luis Rey, con el propósito de «mantener una estrategia compartida» y trabajar en proyectos comunes, al tener «problemas similares», dijo el representante soriano.

Tras este encuentro, sendos mandatarios se reunieron con los agentes sociales y económicos con el ánimo de recabar ideas y más tarde definir cuáles serán los proyectos susceptibles de recabar fondos de Europa.

Además, prevén contar con la participación de los representantes de las corporaciones locales para elaborar la memoria de actuaciones y recabar el apoyo de los ayuntamientos de los tres territorios como medida para que el Gobierno de Castilla y León reconozca su desventaja social y económica.

Por su parte, Luis Rey, recordó que Teruel consiguió 26 millones de euros, tras reconocer su Comunidad y el Estado su situación. Unos fondos adicionales a los que Soria no ha podido acceder, ya que la Junta de Castilla y León no ha dado «ni un solo paso» en este sentido.

Ramón Millán sostuvo que tanto Soria como Teruel son semejantes en muchos aspectos económicos: poseen un potencial agrario y turístico muy importante y comparten similitudes en materia de infraestructuras, ya que ambas tienen pocos kilómetros de vías rápidas, Por este motivo, avanzó su deseo de que los millones que reciban «no se queden en estanterías sino que sean efectivos en el territorio y en solucionar los problemas».