El PP llevará el robo de los 4 millones en la EMT a la Agencia Española de Protección de Datos

Ciudadanos asegura que lo pondrá en conocimiento del Tribunal de Cuentas para investigar la responsabilidad de los directivos de la empresa de transporte urbano de Valencia

La portavoz del Grupo Municipal Popular, María José Catalá
La portavoz del Grupo Municipal Popular, María José Catalá

Ciudadanos asegura que lo pondrá en conocimiento del Tribunal de Cuentas para investigar la responsabilidad de los directivos de la empresa de transporte urbano de Valencia

Todavía nadie en el Ayuntamiento de Valencia se hace responsable del robo de cuatro millones de euros en la EMT. Ni el alcalde, Joan Ribó, como presidente de la Empresa Municipal de Transporte, ni el concejal delegado que ha de supervisar la gestión, Giuseppe Grezzi, quieren asumir su obligación. Solo asumen comisiones de trabajo o de investigación.

La oposición, por su parte, ya se ha movilizado para intentar esclarecer en qué estamento se cometió el error.

El PP anunció que llevará el caso a la Agencia Española de Protección de Datos para que investigue las brechas de seguridad ocurridas en la empresa pública municipal. El concejal y consejero de la EMT, Carlos Mundina, anunció esta medida por desconocer si la empresa lo ha hecho, «ya que en la dos reuniones del Consejo no se nos ha informado, y es una obligación legal comunicarlo».

También el PP espera saber cómo se produjo la falsificación del correo del concejal de Movilidad,Giussepe Grezzi, presidente del Consejo de Administración de la Empresa, y averiguar si era habitual el envío de correos electrónicos por su parte para dar instrucciones a los trabajadores de la EMT.

La portavoz popular, María José Catalá, hizo hincapié en que su formación mantiene la petición al alcalde Ribó para que destituya al concejal Grezzi, y le retire las funciones en la presidencia como máximo responsable de la EMT. «Nos parece muy grave el robo de los cuatro millones de euros como para que no hayan responsabilidades políticas cuando auditorías independientes alertaban de los riesgos en los sistemas informáticos».

Los dos consejeros del PP en la EMT, los concejales Carlos Mundina y Marta Torrado, anunciaron que presentarán un escrito para instar a la Agencia a que inicie una investigación de lo ocurrido y determine como se han producido brechas de seguridad tanto en el Ayuntamiento de Valencia como en la EMT.

La determinación la tomaron porque en ninguna de las dos reuniones mantenidas en el Consejo de Administración se informó de que se pusiera en conocimiento de los hechos a la Agencia Española de Protección de Datos. «Es una obligación por parte de las administraciones comunicar en las primeras 72 horas e informar para conocer las brechas de seguridad»

Por su parte, Catalá calificó de «gravísimo» lo que ha sucedido en la EMT e incidió en que no pueden desaparecer cuatro millones de euros de dinero de todos los valencianos y que nadie asuma la responsabilidad política. «Estamos hablando de una cantidad muy elevada, pagada desde una empresa pública, por lo que sus máximos directivos políticos y gestores no pueden pretender hacer como si con ellos no fuera este robo».

La portavoz del PP indicó que Ribó y Grezzi, «con la complacencia del PSPV, están intentando desviar la responsabilidad en una trabajadora y en el banco, pero en el PP no vamos a permitir que ponga el foco en quienes no tienen la responsabilidad política de garantizar que el dinero de la EMT se destine únicamente al funcionamiento del servicio de transporte público».

El Tribunal de Cuentas también vigilará

El Tribunal de Cuentas también investigará lo ocurrido con los cuatro millones que la EMT ha enviado a China. El portavoz de Ciudadanos, en el Ayuntamiento, Fernando Giner anunció ayer que su formación pedirá que audite lo que ha pasado. Mientras tanto, exigió que la dirección de la EMT «deposite el montante de la estafa, a expensas de conocer su posible responsabilidad personal».