Madrid: la derecha gana tiempo con un pleno sin candidato para el 10 de julio

Díaz Ayuso dice que "mis síes están de camino"y espera alcanzar un acuerdo en una semana para ser investida presidenta

La candidata del Partido Popular a la Presidencia regional, Isabel Díaz Ayuso / Foto: Efe
La candidata del Partido Popular a la Presidencia regional, Isabel Díaz Ayuso / Foto: Efe

Díaz Ayuso dice que "mis síes están de camino"y espera alcanzar un acuerdo en una semana para ser investida presidenta

El centro-derecha necesita tiempo para acortar distancias entre ellos y lograr llegar a un acuerdo que le permita acudir a un debate de investidura con suficientes apoyos como para que la candidata popular, Isabel Diaz Ayuso, se pueda convertir en presidenta de la Comunidad de Madrid.

Sin acuerdo en las derechas y sin que las izquierdas sumen mayoría absoluta (que es lo que se necesita en una primera votación), el presidente de la Asamblea Madrileña, Juan Trinidad, decidió convocar un pleno de investidura sin candidato el próximo 10 de julio ya que «ninguno de los dos candidatos que se han postulado reúnen los apoyos necesarios para una investidura viable».

PP-Cs y Vox ganarían casi una semana de margen para limar distancias y asperezas y podrían acudir al debate con un candidato que tuviera los apoyos suficientes, una vía que deja abierta el artículo 182.3 del reglamento de la Cámara. El candidato de Cs a la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha pedido al presidente de la Asamblea, de su mismo partido, «algo más de tiempo para poder formar un gobierno de coalición con el PP». Porque «hay voluntad real de alcanzar un acuerdo y el PP es el partido con el que queremos entendernos», dijo, excluyendo deliberadamente en su discurso a Vox.

La candidata del PP a la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, cree que «tiene tiempo para entenderse con PP y Cs antes del 10 de julio. Por eso ha hecho un llamamiento a la responsabilidad de estos partidos porque no hacerlo es como «no saber qué se tiene entre manos». Es más, tachó de «irresponsabilidad» que se deje para septiembre una investidura «cuando todo se puede arreglar ahora».

Por eso, el pleno sin candidato que ha convocado Trinidad para el día 10 podría convertirse en una sesión «con candidato» para ese día por que «mis síes están en camino», dijo ayuso, habida cuenta de que Cs y Vox ya han dicho con rotundidad que no van a apoyar al PSOE y que la opción de que sea el candidato de Cs el que se presente como candidato a la investidura es «rotundamente innegociable». Por eso comentó al presidente de la Asamblea, Juan Trinidad, que «es la candidata que más opciones tiene».

A estas alturas de partido, Díaz Ayuso sabe que tendrá que firmar un acuerdo con Cs y con Vox por separado, pero también puso en valor las concesiones que ya ha hecho el PP a sus "socios"y las que Vox ya ha hecho a Cs, al darle sus votos para que Trinidad tenga la presidencia de la Asamblea. De paso quiso marcar distancias con lo que ocurre en otras negociaciones autonómicas. «Lo que suceda en Murcia o en el Ayuntamiento de Madrid a mí me es indiferente (...) me hace perder el tiempo».

Ante la falta de acuerdo del bloque de centro-derecha, el PSOE ayer vio opciones de que su candidato, Ángel Gabilondo pudiera saltara al «escenario» y pudiera ser propuesto como candidato al hacer valer los 64 votos que suma la izquierda. En candidato de Más Madrid, Íñigo Errejón, llegó a pedir tres votos de los diputados de Cs para que la candidatura saliera adelante aunque eso suponga que no su partido no entre en el Gobierno. La opción que fue rechazada por Gabilondo que «no aspiro a ser candidato a cualquier precio, con apoyos vergonzantes», dijo.

No obstante, si el próximo 10 de julio no hubiese un candidato claro, "se daría cuenta al Pleno de la Asamblea de que ha sido imposible proponer a un candidato con los apoyos necesarios y se abrirá un turno de diez minutos por cada grupo parlamentario para que puedan explicar su posición", explica en un comunicado el presidente de la Mesa.

"Tras constatarse en esa sesión de investidura que ningún candidato ha logrado la confianza de la Asamblea, se comenzará a computar el plazo de dos meses tras los que, si ningún candidato la consigue, se convocarán nuevas elecciones", añade.