MENÚ
sábado 21 septiembre 2019
20:36
Actualizado

La bola que adelgaza y enfrenta a un pueblo

«Boloencierro». El Ayuntamiento de Mataelpino ha creado una esfera más ligera: pasa de pesar 200 kilos a 30. A sus creadores no les gusta que se hayan apropiado de su idea: «Nos han engañado»

  • La asociación Boloencierro Mataelpino «El original» proporciona toda la seguridad que está en sus manos para hacer este pintoresco encierro menos dañino para los principales asistentes
    La asociación Boloencierro Mataelpino «El original» proporciona toda la seguridad que está en sus manos para hacer este pintoresco encierro menos dañino para los principales asistentes
Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

22 de agosto de 2019. 12:48h

Comentada
Andrea Garrote.  Madrid. 18/8/2019

ETIQUETAS

Mataelpino, como cada año, se prepara para la tradicional celebración del «Boloencierro» que este año cumple su décimo aniversario. Ayer se realizó la presentación de la nueva bola para las Fiestas Patronales de 2019 de este municipio. El Ayuntamiento de El Boalo, Cerceda y Mataelpino ha introducido diferentes novedades a la existente tradición con el fin de ampliar la seguridad de todos los asistentes a este festejo. Las personas que participen tendrán que hacer uso de un casco y, además, el Ayuntamiento ha creado una nueva bola con las mismas dimensiones que la anterior, con un diámetro de 2,75, pero con un material más ligero que pasa de un peso original de algo más de 200 kilos a 30 reduciendo, de esta forma, los daños que un posible atropello pudiera causar a los corredores que acuden cada año a esta tradición.

El alcalde y concejal de festejos, Javier de los Nietos, explica a LA RAZÓN las principales motivaciones que han llevado a su equipo de gobierno a introducir estos cambios: «La modificación de la bola es porque cada año tenemos más visitas de gente que se acerca a vivir este festejo y que realmente no conoce el riesgo que puede suponer para ellos un choque. Quedaban muy expuestos y eran accidentes realmente graves, por lo que lo más importante es buscar la seguridad de todos». En referencia a los accidentes que han sufrido en años anteriores varios corredores al ser aplastados por esta bola de grandes dimensiones, De los Nietos expresa: «Este año es preferible guardar un minuto de silencio por la anterior bola, que en ningún caso tengamos que hacer lo mismo porque haya fallecido una persona al ser aplastada por ella».

A pesar de que la bola del año anterior no vaya a realizar su habitual recorrido, sí se usará como «photocall», para que las personas que quieran puedan fotografiarse con ella.

El alcalde de Mataelpino recuerda la primera que se lanzó en 2009 y explica que su estructura no era compacta de poliespán, sino de barras de acero, lo que incrementaba su peso considerablemente. Su composición siempre ha ido cambiando y evolucionando, aunque este año se ha producido una rebaja de peso mucho mayor. «Va a ser más dinámica, cogerá más velocidad, y dará más juego en el recorrido», concluye Javier de los Nietos.

Pero esta opinión no es compartida por todos los residentes del municipio, como es el caso de Carlos Hernández, presidente de la Asociación Boloencierro Mataelpino «El original», uno de los precursores de este nuevo concepto de encierro. «Con la nueva esfera se pierde todo el encanto de peligrosidad y su principal esencia. Esto es una actividad de riesgo y, por parte de la asociación, más seguridad no se puede poner». Su secretario, Jose Ángel López, también comparte esta idea y afirma que si no tienes cuidado en el recorrido, no te puedes quedar parado para que te reviente la bola, igual que ocurre con un toro».

Este fenómeno del «Boloencierro» nació de una iniciativa de varios vecinos del pueblo hace diez años. La idea fue lanzada a modo de protesta, ya que en 2009, debido a la crisis, no quedaba presupuesto suficiente para celebrar un encierro, así que todos los vecinos crearon esta bola con el dinero del pueblo. Los residentes de este municipio no sabían, en aquel entonces la magnitud que este característico festejo tendría en un futuro: «La población se multiplica por diez. Hemos tenido visitas de televisiones japonesas, de Inglaterra o Francia. También nos contratan para hacer despedidas de solteras». Hace tres años, estos vecinos al ver el potencial que esta idea poseía, empezaron a exportar a otras localidades la iniciativa infantil y crearon la Asociación Boloencierro Mataelpino «El original» sin ánimo de lucro. Todos los ingresos que generan los reinvierten en mejoras para el pueblo y, sobre todo el disfrute de los niños. «Tanto los castillos hinchables, la fiesta de la espuma, como los talleres de pintura, los paga la asociación. Durante esta mañana hemos repartido vales gratuitos para que todos los niños pudieran comer un perrito caliente», afirma el secretario.

A pesar de ser una idea original de esta entidad, el Consistorio, según han confirmado fuentes de la asociación, se ha «apropiado» de ella creando de manera independiente esta nueva bola. «El Ayuntamiento ha presentado la bola que él ha creado sin contar con el pueblo ni con la asociación, que somos los impulsores». Carlos expresa el enfado y la molestia de todos los inventores ante esta decisión y afirman que se han «sentido engañados». La asociación se creó hace tres años por la propuesta del Ayuntamiento de una cesión. Había una promesa escrita en la que les cedían el nombre y los derechos de explotación de la actividad, que finalmente no se ha cumplido. Este año se ha paralizado la actividad de la asociación, por esta situación. «El año que viene intentaremos recuperar lo que es la tradición de este fenómeno. Vamos a pelear por ello, tanto la asociación, como el pueblo», concluye Carlos Hernández.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs