Política

Desmantelan un invernadero con 360 plantas de marihuana en Altorreal

Los detenidos habían hecho un orificio en el muro la vivienda para engancharse al suministro eléctrico

En el registro policial, detectaron que todo el sótano junto a los dormitorios se destinaban expresamente al cultivo de marihuana, con lámparas halógenas y demás elementos para el cultivo
En el registro policial, detectaron que todo el sótano junto a los dormitorios se destinaban expresamente al cultivo de marihuana, con lámparas halógenas y demás elementos para el cultivo

Los detenidos habían hecho un orificio en el muro la vivienda para engancharse al suministro eléctrico

Los agentes de la Policía Nacional procedieron hace unos días a la detención de dos personas de nacionalidad iraní y de 38 y 43 años, y otra más en calidad de investigada, como presuntos autores de un delito de tráfico de estupefacientes y defraudación de fluido eléctrico. Al parecer, según destaca la portavoz del Cuerpo, Lucía Mallada, los arrestados estaban de inquilinos en una vivienda, tipo dúplex, en la urbanización Altorreal, que era utilizada no solo para almacenar la droga sino también para el cultivo, elaboración, tratamiento y preparación para su venta.

La investigación se inició a principios de mes, cuando miembros de la Comisaría de Molina de Segura establecieron numerosos operativos de vigilancia sobre una vivienda de la que se sospechaba era destinada para la plantación de marihuana.

Las primeras pesquisas policiales «detectaron un fuerte olor a dicha planta y un ruido continuo de motores o turbinas en constante funcionamiento», detalló Mallado.

Toda la vivienda al cultivo

Una vez se procedió al registro de la vivienda, comprobaron que el dúplex tenía dos plantas, sótano y porche, y estaba siendo destinado al completo para el cultivo de cannabis.

El sótano, junto con los dormitorios, se destinaban expresamente al cultivo de esta sustancia, y todas contaban con lámparas halógenas y demás elementos necesarios para su crecimiento. Las otras estancias eran utilizadas como almacenes.

El domicilio presentaba numerosos daños tras haberse realizado obras por todo el inmueble para colocar tubos de aireación e instalación eléctrica. Los actuantes pudieron apreciar que en el cuadro de contadores se había practicado un orificio en la parte interna del muro del porche de la vivienda, para favorecer el enganche con la red de suministro eléctrico público.