Romance marisquero

Langostinos de Sanlúcar/ pescados junto a Bonanza,/y el Guadalquivir que muere/ a la vera de Doñana./ ¿Dónde vais tan apilados/ tan frescos y de mañana?/ - A la Feria de Sevilla/ que la Ugeté nos reclama-./ Turgentes gambas de Huelva/ con sabor de olas atlánticas,/ el hielo sobre sus muertes/ de quietas colas rosadas./ ¿Hacia donde los camiones/ os llevan tan apiladas?/

-A la Feria de Jerez/ que la Ugeté nos reclama-./ Y las bocas de la isla/ y las princesas cigalas,/ langostas de Punta Umbría/ bogavantes de aguas bravas,/ ¿dónde váis tan formalitos/ a estas horas tan tempranas?/ - Nos dicen que en la Ugeté/ esta noche hay mariscada-.

Los jamones «Cinco Jotas»/ en Jabugo se acaparan./ Y unas cañitas de lomo/ de las dehesas serranas./ En el Puerto, el vino fino/ con esmero se prepara./ -Cuando lleguéis a Sevilla/ al fresquito, sin tardanza-./ Chopitos de la Bahía/ se unen a la caravana/ y los camiones en fila/ hacia Sevilla se lanzan,/ con la mar, sierra, dehesa,/ y la viña en sus entrañas./ Ya en Sevilla se disgregan/ Y en rutas distintas marchan/ no vaya a ser que aparezca/ de pronto la juez Alaya/y nos deje sin mariscos/ y con la honra mancillada.

Por bulerías se sueltan/ liberados, liberadas/ secretarios generales/ portadores de pancartas,/ empresarios paganinis/ y contables de manga ancha/ expertos en producir/ a miles, facturas falsas./ El fino alegra ilusiones/ el jolgorio se dispara,/ los vestidos de volantes/ se ajustan a sus guitarras,/ caderas sindicalistas/ en lunares enfundadas/. Los palmeros, a lo suyo/ a dar palmas y más palmas/ mientras unos beben vino/ otros colas de cigalas/ los más, jamón en taquitos/( ya no queda ni una gamba)/ y aplauden a una pareja/ que baila por sevillanas./ -Y la factura a la Junta/ que al final es la que paga-.

En un rincón del local/ una hermosa liberada/ con sindical disimulo/ besa a su media naranja./ Besos con sabor a fino/ y a pinares de Doñana,/ y a boquitas de la isla/ y a olas de Valdelagrana,/ y a jamoncito del bueno/ de las dehesas serranas./

El amor también se vuelca/ en las fiestas solidarias,/ y cuando acaba la dicha/ y cuando la fiesta acaba/ beso viene y beso va/ se alarga en la madrugada/ sobre la plata del río/ en el puente de Triana.

A espaldas de la caseta/ se elevan torres de cajas/ y las botellas vacías/ son cadáveres sin alma./ En el interior, aún queda/ el grupo de la tajada/ el que siempre se resiste/ a dejar la madrugada./ En el suelo, entre serrines/ y colillas pisoteadas/ se acurruca una bandera/ por el jolgorio olvidada/ con la corona mural/ y franjas republicanas./ Algún pañuelillo rojo/ con UGT en letras blancas/ sobre las sillas de mimbre/ libres de cuellos, descansan./

La factura está en la Junta./ Nueve mil euros del ala./ «Por Cursos de Formación»/ según el papel declara./ La Junta de Andalucía/ inmediatamente paga/ por todos los andaluces/ el fiestorro y la algarada./ Un dirigente lo dice:/

-La Formación es muy cara-. De los pobres bogavantes/ no han quedado ni las patas,/ y el suelo es batiburrilo/ de suciedades y cáscaras./ Tiene razón quien lo dice:/ -La Formación es muy cara-.

En sigilo, muy en sigilo,/ guardan la factura falsa/ no vaya a ser que de pronto/ sin avisar, por la espalda/ la juez Alaya aparezca/ y les fastidie la trama/ les desmonte todo el chollo/ y les fornique la causa./ Langostinos de Sanlúcar/ a la vera de Doñana.