Opinión

Cita en Ferraz entre las corruptelas de UGT

La Razón
La RazónLa Razón

El levantamiento del secreto del sumario del caso de las facturas falsas de UGT Andalucía coincidió con el encuentro de Pedro Sánchez y Cándido Méndez. En el sumario consta que antiguos cargos del sindicato confirmaron al juez que la ejecutiva regional de UGT conocía la existencia de un «canon revolucionario» que, en descripción de la Guardia Civil, «era un sistema para ingresar fondos (públicos) por gastos realmente no realizados». Pues bien, Sánchez dijo que no le temblará el pulso contra la corrupción, mientras Méndez habló de la reforma laboral. De momento, los trapicheos de la UGT sólo suscitaron palabras y silencios.