Para adultos sin reparos

Cinco espectáculos despiden 2013 con función. Uvas, cotillón, cava y... algo de picante. El 31 de diciembre también es teatral con espectáculos musicales, de cabaret y de revista

Álex O'Dogherty,  el maestro de ceremonias de «The Hole 2», en plena acción: cuerpos, plumas y circo por u n feliz 2014
Álex O'Dogherty, el maestro de ceremonias de «The Hole 2», en plena acción: cuerpos, plumas y circo por u n feliz 2014

Si la Nochebuena, según la tradición, se presta a la cena recogida y familiar, la Nochevieja es, sobre todo, fiesta y alegría desbordada y a ella se viene sumando desde hace ya años el teatro y, más concretamente, algunos de los musicales y espectáculos de variedades que pueblan la cartelera madrileña. La mayoría han decidido recibir el año nuevo tomando las uvas de la suerte y descorchando el champán encima del escenario. Una noche compartida con los espectadores que encuentran así una manera novedosa de vivir las campanadas buscando momentos de magia y felicidad que les ayuden a apartar los malos augurios de la crisis. Los espectáculos ofrecen un paquete que incluye, además de la entrada, una copa de cava para brindar por 2014. Se puede apostar por algún musical o algo más gamberro, como «The hole 2» o el cabaret «Las reinas del marabú».

«Hoy no me puedo levantar», el musical basado en las canciones de Mecano, volvió a estrenarse renovado hace dos meses en el teatro Coliseum de Madrid. El 31 de diciembre celebrará una función especial de Nochevieja. Junto a Daniel Diges y Adrián Lastra, cuenta también con la reciente incorporación de Angy. El precio –a partir de 59 euros– incluye entrada, cotillón, benjamín de cava y uvas. El entreacto se hará coincidir con las campanadas, para que público y actores den juntos la bienvenida a 2014.

«Marta tiene un marcapasos» dará las 12 campanadas en directo desde el escenario del Teatro Compac Gran Vía a ritmo de los mejores éxitos de Hombres G. Esta función especial de Fin de Año comenzará a las 22:30 horas y durante el descanso se conectará con el reloj de la Puerta del Sol. Los protagonistas y el cuerpo de baile comerán las uvas y brindarán junto al público. Se repartirá cotillón y habrá sorpresas. Las entradas pueden adquirirse desde 29 euros y alcanzan los 100 euros en la zona VIP, situada junto al escenario.

«El rey león». El rey de la taquilla también tendrá función especial en Nochevieja. Con su colorida puesta en escena, un año más apuesta por despedir el año junto al público. Con las canciones de Elton John evocando ritmos africanos, el Lope de Vega de la Gran Vía madrileña acoge esta producción por tercera temporada consecutiva. La función comenzará a las 22:30 horas y hará un descanso para escuchar las campanadas, tomar las uvas y brindar por el 2014. Las entradas, desde 59 euros.

«The Hole 2», en La Latina y su función especial de Nochevieja tendrá un horario diferente al habitual con el inicio a las 21:00, aunque se sugiere llegar antes para no perderse el pre-show. El menú diseñado por el chef Abraham García estará incluido sólo en las entradas de las localidades «The Hole Experience» (53) y mesas «premium» (50) junto al escenario y será opcional para las mesas traseras del patio. Las entradas, a partir de 12,60, incluyen bolsa de cotillón, cava y uvas. Música, circo, copas, cena y cuerpos desnudos. Artistas y público podrán tomarse las uvas y brindar por un feliz 2014 desde El Agujero.

«Las Reinas del Marabú» llegan a los Teatros del Canal con el cabaré más provocador. Un montaje creado y dirigido por Reina Reech, que propone un recorrido por distintos arquetipos femeninos a través de diosas mitológicas. Un cabaret clásico, con lenguaje directo y popular, profusión de plumas y desnudo femenino. Desde 49 euros. Cotillón, uvas de la suerte y cava.

También teatro de texto

Aunque la Nochevieja es tradicionalmente una noche de teatro, hace tiempo que las preferencias de la audiencia es el musical. Para el que quiera tener una opción de teatro de texto, «Qué desastre de función» (Laser Calderón) es una buena alternativa. Esta obra es en realidad dos comedias en una: la primera, un vodevil bastante ordinario. La segunda muestra las dificultades de todo tipo que sufre la compañía para montar y girar esta pieza, incluida una sorpresa final. Desde su estreno en 1982, se ha estado representando continuamente en algún lugar del mundo (más de 50 países) y se ha traducido a 28 idiomas.