El protector antirrobo de iPhone que alarma a la Policía

Los protectores para los teléfonos móviles son de todas las formas y colores, pero acaba de llegar al mercado uno que genera mucha incomodidad entre la Policía de Nueva York. El cargador en cuestión simula ser una pistola y, a pesar de que es un buen método disuasorio para que los amigos de lo ajeno lo confundan con un arma y no lo roben, la Policía indica que la "pistol grip case", que es como se llama el protector, podría prestarse a malos entendidos y a provoca situaciones con consecuencias terribles.

Esta particular carcasa se vende por un precio de entre 10 y 50 dólares y existen varios modelos y colores,. Además, trae una aplicación que convierte la pantalla del teléfono en un tambor virtual donde se cargan las balas.

Tanto la Policía como los activistas en contra de las armas en EE UU han advertido de los peligros de llevar el nuevo protector, sobre todo en el caso de los niños.