Grünenthal recuerda que las víctimas de talidomida pueden optar ayudas

La farmacéutica Grünenthal ha recordado hoy que ya existen medios para que todas las personas afectadas por un producto que contuviese talidomida puedan beneficiarse de ayudas económicas.

Lo expresa en un comunicado tras recibir la notificación de la sentencia del Tribunal Supremo que rechazó el recurso de las víctimas de la talidomida y les negó la indemnización que reclamaron a Grünenthal, que comercializó este medicamento para embarazadas causando malformaciones a miles de niños hace casi sesenta años.

El alto tribunal argumenta que la prescripción del caso de la talidomida, que ha dejado sin indemnizaciones a las víctimas españolas, se había producido ya cuando, en 2010, el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero dictó un decreto reconociendo los perjuicios causados por el medicamento.

Al margen de la sentencia, la compañía reitera que ya existen medios "satisfactoriamente establecidos"para que todas las personas afectadas por un producto que contuviese talidomida de Grünenthal o de su distribuidor local en España puedan beneficiarse de ayudas económicas.

Resalta que todos los afectados tienen derecho a recibir los mismos beneficios de la Fundación Contergan, una institución creada por el Gobierno alemán, que reciben los afectados en Alemania y en España que así lo han solicitado.

Grünenthal recuerda que ha contribuido económicamente con la Fundación Contergan, que concede pensiones vitalicias a todas las víctimas de productos con talidomida de Grünenthal o sus distribuidores, que pueden llegar a 7.000 euros al mes, según el grado de discapacidad.