España necesita 108.000 enfermeros para igualarse a la media europea

España tiene actualmente una de los ratios de personal de Enfermería por habitantes más bajos de toda la Unión Europea, 527 frente a 759 enfermeros por cada 100.000 habitantes.

España necesita 108.000 enfermeros más de las que tiene para igualarse a la tasa media por habitante de la Unión Europea, a pesar de que en los últimos años se ha despedido a 20.000 de ellas y casi 5.000 están trabajando en el extranjero, en ocasiones en condiciones "lamentables", como es el caso de Alemania.

Así lo ha denunciado hoy el presidente del Consejo General de Enfermería, Máximo González Jurado, en una rueda de prensa junto a la presidenta del Consejo Internacional de enfermeros, Judith Shamian, en la que han presentado datos sobre la situación de la profesión en España.

Mientras la media de la Unión Europa es de 759 enfermeros por cada 100.000 habitantes, en España es de 528, lo que sitúa a nuestro país en el vigésimo lugar, por detrás de Estados como Portugal, Polonia, Rumanía, Croacia, Estonia, Hungría, Malta, Lituania, Eslovenia o República Checa.

Según el estudio "Informe sobre recursos humanos sanitarios en España y la Unión Europea 2013", realizado por el Consejo y dado a conocer hoy, España se encuentra muy alejada de países como Finlandia, que dispone de 2.356 profesionales por cada 100.000 habitantes; Luxemburgo (1.709), Dinamarca (1.585), Bélgica (1.540), Irlanda (1.513) y Alemania (1.145).

Además, las diferencias entre comunidades autónomas son significativas.

Navarra es la autonomía que mayor número de enfermeros tiene por cada 100.000 habitantes (833), con lo que supera a la media europea, aunque se trata de un hecho aislado en relación al resto de las CCAA.

A la cola se sitúa Andalucía (375), que necesitaría 383 enfermeros más por cada 100.000 habitantes para igualarse a Europa, lo que supondría 32.168 enfermeros más de las que tiene actualmente.

A Navarra le siguen, con mucha diferencia, País Vasco (704), Castilla y León (645), la ciudad autónoma de Melilla (633), La Rioja (617), Aragón (614), Madrid (602), Cantabria (590) y Cataluña (574).

Por debajo de la media nacional, se sitúan Galicia (506), Baleares (481), Comunidad Valenciana (481), Canarias (446) y Murcia (378), además de Andalucía.

Aunque se desconoce si estas diferencias se traducen en resultados en salud, González Jurado ha señalado que sí existen datos sobre el número de demandas judiciales contra enfermeros y Andalucía se sitúa a la cabeza.

El presidente del Consejo ha subrayado que el sistema sanitario español todavía es sostenible por la gran profesionalidad y responsabilidad de las enfermeros.

El estudio pone de relieve que en la Unión Europea, del total de profesionales sanitarios, un 30,78 % son médicos y un 69,22 % enfermeros, unas cifras que en España son del 42,88 % y del 57,12 %, respectivamente.

Ha criticado que aun así por cada médico que se ha despedido en España en los últimos años, se han ido al paro siete enfermeros, una situación que ha rechazado "profundamente".

González Jurado ha asegurado que a pesar del déficit de enfermeros de nuestro país, cada vez más profesionales tienen que marcharse al extranjero para poder trabajar y ha denunciado el caso de Alemania.

El presidente de las enfermeros ha contado que viajó el pasado mes de julio a ese país y sintió "vergüenza"al comprobar las condiciones en las que trabajaban las profesionales españoles, que ha calificado de "muy lamentable".

Según González Jurado, "las reclutan para la atención sociosanitaria en residencias de mayores, en puestos más bajos que los que tienen aquí las auxiliares".

"Se van a Alemania a lavar culos", ha dicho el presidente del Consejo, quien ha lamentado que gracias a las enfermeros españoles "estamos subvencionando el sistema sociosanitario alemán".

Aunque el Consejo no conoce el número de enfermeros que están en esa situación en Alemania ni cuántas hay trabajando fuera de España, según datos del Sindicato de Enfermería SATSE, son 5.000 las profesionales que están en el extranjero.

También algunos grupos de hospitales privados españoles "están abusando"de la situación y las condiciones que ofrecen a las enfermeros son parecidas a las de Alemania, especialmente en cuanto a las retribuciones, ha denunciado.

La presidenta mundial de enfermería ha advertido a las autoridades españolas de que si no consiguen mantener en el país a sus enfermeros "van a tener problemas"en el futuro una vez pase la crisis económica y ha trasladado el mensaje de que "no es el momento de reducir los recursos humanos".