Toros

Rafael Cerro corta la única oreja de la tarde en la novillada de Sevilla

El extremeño logró el trofeo en el segundo de su lote de La Quinta
El extremeño logró el trofeo en el segundo de su lote de La Quinta

Una terna de extremeños compuso el cartel de la novillada en La Maestranza. Rafael Cerro fue el único que cortó una oreja, pero muy buenas sensaciones dejaron Tulio Salguero y Tomás Angulo. Cerro logró el trofeo del quinto ejemplar de La Quinta, al que recibió con tres faroles de rodillas y lucidos lances. Con la muleta, el extremeño demostró el temple y la capacidad necesarias para aprovechar las cualidades de su oponente, que humilló y tuvo fijeza. Sin embargo, se acabó pronto. Tomás Angulo imprimió torería con el capote ante el tercero de la tarde. La faena del tercer extremeño se basó en la decisión y en el control de los tiempos y las distancias ante un novillo que se vino a menos a pesar de su buen son. A pesar de la poca fuerza que tuvo el sexto, Angulo pudo lucirse tanto con el capote como con la muleta. Por su parte, Tulio Salguero recibió en la puerta de chiqueros a su primero, un novillo manejable, que se dejó especialmente por el izquierdo. Por el derecho resultó más soso y no se empleó de la misma manera. El cuarto novillo se entregó en el capote templado de Salguero, pero en la muleta se rajó y sólo se movió al sentir las tablas cerca. El novillero lo entendió y lo mató de una estocada entera. Así, se lidiaron novillos de La Quinta para Tulio Salguero, saludos tras aviso y saludos; Rafael Cerro, silencio y oreja; y Tomás Angulo, saludos en ambos. Media entrada. Al final del paseíllo, se guardó un minuto de silencio en memoria de Pepe Luis Vázquez.

Diego Ventura, primera Puerta de los Califas en Córdoba

El rejoneador Diego Ventura fue ayer el primero en abrir la Puerta de los Califas en la Feria de la Salud de Córdoba. El hispano-luso cortó tres orejas de su lote de La Castilleja, dos toros nobles ante los que el jinete realizó sendas faenas vibrantes y de mucha técnica y lucimiento. Por su parte, Andy Cartagena pudo acompañar a Ventura en la salida a hombros, pero el palco hizo oídos sordos a la mayoritaria petición y dio dos vueltas al ruedo como compensación. Por último, Leonardo Hernández recibió una ovación en su primero y cortó una oreja del sexto tras una labor entonada. Así, en Córdoba, se lidiaron toros de La Castilleja, nobles en general y deslucidos. Andy Cartagena, oreja y dos vueltas al ruedo tras fuerte petición; Diego Ventura, dos orejas y oreja con petición de la segunda; Leonardo Hernández, ovación con saludos y oreja. Más de media entrada.