Toros

Rescoldos de memoria en Valladolid

«Su pérdida traerá unión al toreo», comenta Raquel Sanz, viuda de Víctor Barrio, antes del homenaje de hoy

Tributo de las figuras. La flor y nata del toreo hará el paseíllo esta tarde en Valladolid a beneficio de la fundación y la familia del añorado torero segoviano
Tributo de las figuras. La flor y nata del toreo hará el paseíllo esta tarde en Valladolid a beneficio de la fundación y la familia del añorado torero segoviano

«Su pérdida traerá unión al toreo», comenta Raquel Sanz, viuda de Víctor Barrio, antes del homenaje de hoy

Memoria. «Ese quimérico museo de formas inconstantes, ese montón de espejos rotos», que definió el argentino Jorge Luis Borges. Caleidoscopio de mil y un recuerdos que Raquel Sanz no ha olvidado un solo día desde aquel fatídico 9 de julio en Teruel. Las Ilusiones del torero, del amigo, del compañero, de su esposo, Víctor Barrio, sesgadas de raíz por la fría verdad de un pitón certero. El paraíso de la memoria, a veces, también se torna infierno. Casi dos meses después, esta tarde, Valladolid honrará su gloria. Eterna. Sin mácula. Un ferión que arranca con un homenaje al torero segoviano en el que estará el ramillete de principales figuras del toreo, encabezadas por José Tomás –que repetirá paseíllo en Pucela el viernes 9-. Le escoltarán Juan José Padilla, Morante de la Puebla, El Juli, José María Manzanares y Alejandro Talavante con toros de distintas ganaderías.

«Qué gran empresario hubiera sido Víctor, ha logrado el cartel que ninguno ha conseguido, desgraciadamente no voy a disfrutar más de él, pero estoy convencida de que su enorme pérdida va a servir para muchas cosas, para traer más unión al sector... Sé que está empujando desde arriba, como hacía en el ruedo, para que se consigan resultados aquí abajo», confiesa Raquel, «muy agradecida y orgullosa, como toda la familia de Víctor, por este festejo único, especial, porque son quiénes son y han querido brindarle este tributo». «Conocía a algunos de ellos como toreros, como los héroes que son, pero ahora la desaparición de Víctor me ha hecho descubrirlos como personas, sus valores... Ahora comprendo que una cosa está ligada a la otra», reflexiona satisfecha. «Un detallazo» que comenzó a fraguarse a las pocas horas del fatídico percance en Teruel: «A la semana de perderle, se pusieron en contacto conmigo desde el entorno de la Fundación de José Tomás, no sé de quién surgió la idea, pero a ellos les dijimos que todo lo que se organizara en su recuerdo con el máximo respeto, estábamos de acuerdo y acudiríamos con toda nuestra gratitud». Regresar a la plaza de toros «ha sido duro, muy duro». «En Cantalejo, lo pasé muy mal, porque eran las corridas que él solía torear siempre, pero creo que mi sitio debe estar allá dónde se recuerde a Víctor, luego he ido a ver a Daniel Menés y a Carlos Ochoa, los dos novilleros que ayudaba Víctor, porque me lo pidieron, me dijeron que les reconfortaba tanto como si estuviera él mismo».

Con el respaldo de la Fundación del Toro de lidia, las actividades comenzarán por la mañana e incluirán una misa funeral, un encierro infantil con la colaboración de la Asociación Cultural de Sepúlveda, un castillo hinchable taurino y el festejo homenaje, tras cuyo paseíllo se hará entrega a la familia de un capote firmado con mensajes dedicados al torero segoviano a través de las redes sociales. Y es que la afición se ha volcado con Víctor Barrio. Su homenaje es uno de los acontecimientos taurinos del año. El lleno de «No hay billetes» está asegurado y el impacto económico de la feria de Valladolid, que continuará de jueves al domingo próximo con cuatro corridas de toros y la flor y nata del escalafón, según un estudio de Anoet –Asociación Nacional de organizadores de Espectáculos Taurinos-, será de más de 9 millones de euros. Va por ti, Víctor.