El PSOE-A avisa de que el Gobierno «se va a meter un leñazo» si «sigue mirando el retrovisor»

El secretario de Organización de los socialistas andaluces, Juan Cornejo, cve a Cs “diluido” y “absorbido por la peor derecha del país”

El secretario de Organización del PSOE-A, Juan Cornejo.
El secretario de Organización del PSOE-A, Juan Cornejo. JESÚS PRIETO - EUROPA PRESS

El secretario de Organización del PSOE-A, Juan Cornejo, avisó de que el Gobierno andaluz que comparten el PP-A y Cs «se lleva tanto tiempo mirando al retrovisor que se va a meter un leñazo contra el muro de enfrente», al tiempo que consideró que el partido naranja «se ha diluido y ha sido absorbido por la peor derecha del país, la que gobierna en Andalucía apoyada en la ultraderecha». Cornejo aseguró que el acuerdo de las tres derechas» va a ser perjudicial para Andalucía el tiempo que dure, y que esto lo ponen de manifiesto datos como que «hay 100.000 parados más, que la sanidad está en un deterioro continuo y se trata de un gobierno que siempre tiene puesto el retrovisor y que no cree en lo público». Cornejo explicó que a los socialistas, cuando se cumple casi un año desde que PP y Cs llegaron a la Junta, les preocupan «las políticas que llevan a cabo, los recortes, el deterioro de los servicios públicos, que no piensen en la igualdad, que quieran pasar página a lo que han sido avances importantísimos en derechos en igualdad, que no gobiernen, que no hayan legislado absolutamente nada salvo los Presupuestos y que tampoco hayan desarrollado las leyes que ya están aprobadas». «Me preocupa la inacción, que vengan a hacer negocio, que se produzcan en un año más de 35 dimisiones o ceses que aún no ha explicado el Gobierno», prosiguió Cornejo, que también criticó «las mentiras que desde San Telmo, el portavoz, Elías Bendodo, dice utilizando el micrófono del Gobierno para mentir a todos los andaluces». Cornejo censuró los incumplimientos de Moreno después de que en la campaña de las andaluzas «se comprometió a crear 600.000 empleos pero desgraciadamente hay 100.000 parados más». «Mintió porque nunca pensaron que iban a gobernar», señaló.