NBA

Los Warriors desafían a LeBron James en la final de la NBA

Por cuarta temporada seguida Golden State Warriors y Cleveland Cavaliers lucharán por el anillo. Los Rockets se suicidaron (92-101) desde el triple. Fallaron 27 seguidos en el partido decisivo ante los campeones.

Draymond Green y Kevin Durant. USA Today
Draymond Green y Kevin Durant. USA Today

Por cuarta temporada seguida Golden State Warriors y Cleveland Cavaliers lucharán por el anillo. Los Rockets se suicidaron (92-101) desde el triple. Fallaron 27 seguidos en el partido decisivo ante los campeones

Los Warriors de Golden State y los Cleveland Cavaliers lucharán a partir de la madrugada del viernes (03:00, Movistar +) por el anillo de la NBA en la que será la cuarta final seguida entre el equipo de Curry y el equipo de LeBron James. Los Warriors perseguirán su tercer anillo en cuatro años después de deshacerse de los Rockets de Houston en el séptimo partido de la final de la Conferencia Oeste por 92-101. Los Rockets pagaron su desacierto desde la línea de tres que se concretó en un récord histórico de 27 triples seguidos fallados. Los Warriors, liderados por Curry y Durant, se sobrepusieron a sus malos dos primeros cuartos y llegan como favoritos a la lucha por el anillo. El equipo de San Francisco tendrá el factor cancha a su favor en la final y enfrente estará un grupo que depende más que nunca de lo que haga LeBron James.

Houston Rockets fue el mejor equipo de la Liga en la primera fase con sus 65 victorias. ¿Por qué? Una de las razones fundamentales, posiblemente la más decisiva, fue su acierto desde el perímetro. Harden, Gordon, Ariza, Greene, Tucker... la batería de francotiradores fue una pesadilla para todos los rivales, pero... En el séptimo partido de la final de la Conferencia Oeste todo el esquema habitual se derrumbó. Aunque habría que concretar porque los Rockets arrancaron con un notable 6/14 en triples. Los texanos mandaban con autoridad en el segundo cuarto (48-33) hasta que la puntería desapareció y se hundieron irremediablemente. Uno, dos, tres, cuatro, cinco... así hasta 27 triples seguidos errados. Sí 27 lanzamientos consecutivos fallados, una marca histórica en la Liga de un equipo que acostumbra a rondar los 15 aciertos por partido. Los 14 que intentaron y no entraron en el tercer cuarto permitieron a Golden State dar la vuelta a un choque que tenían muy, muy cuesta arriba.

Los campeones sufrieron muchísimo antes del descanso. La defensa de los Rockets, el dominio interior de Capela, las pérdidas y el descontrol en el rebote llevaron a los Warriors a una situación muy complicada. Llegaron a tener una desventaja de 15 puntos hasta que Curry y Durant tomaron los mandos de la situación. La aparición de las dos estrellas de forma coincidente fue excesiva para un rival que se suicidó desde la línea de tres. Curry y Durant sumaron 24 puntos entre los dos en el tercer cuarto. El base acabó rozando el triple doble con 27 puntos, 9 rebotes, 10 asistencias y 4 robos. El alero fue una vez más el máximo anotador con 34 puntos. Cuando los Rockets cerraron su racha histórica de 27 triples seguidos fallados avanzado ya el último cuarto, las dos estrellas habían recuperado plenamente la confianza y ya eran los ejecutores habituales. El último esfuerzo de los locales, 83-89 a cinco minutos del final, fue inútil. Los Rockets acabaron con un sonrojante 7/44 desde la línea de tres, ¡un acierto en sus últimos 30 intentos! Los Warriors de Golden State buscarán ante LeBron James su tercer anillo en los últimos cuatro años.

92. Houston Rockets (24+30+15+23): Harden (32), Gordon (23), Tucker (14), Ariza (0) y Capela (20) -quinteto titular- Green (3), Johnson (0) y Anderson (0).

101. Golden State Warriors (19+24+33+25): Curry (27), Thompson (19), Looney (4), Durant (34) y Green (10) -quinteto titular- Livingston (4), Bell (0), Cook (0) y Young (3).

Incidencias: 18.043 espectadores en el Toyota Center. Fueron baja Paul en los Rockets e Iguodala en los Warriors.