MENÚ
sábado 19 octubre 2019
04:34
Actualizado

El esprint del «Niño»

Calca sus estadísticas del año pasado y espera al Barcelona en su mejor momento.

  • Fernando Torres
    Fernando Torres

Tiempo de lectura 4 min.

06 de febrero de 2017. 23:29h

Comentada
Domingo García 6/2/2017

«Afronto cada partido como si fuera el último», dice Fernando Torres cuando se le pregunta por su futuro en el Atlético. «Como siempre pasó, con los jugadores y con los entrenadores, eso depende de los resultados», decía Simeone después de sus dos goles al Leganés. Nada cambiaría si las declaraciones pertenecieran a cualquier día de los primeros meses del año pasado. Fernando es consciente de que su situación en el club es parecida a la del comienzo de 2016. Después de un prometedor principio de temporada, con dos goles en las primeras cuatro jornadas de Liga, llegó un periodo de oscuridad del que ahora, como hace un año, comienza a salir.

En la cuarta jornada del pasado curso, en la visita a Ipurua, Fernando consiguió contra el Eibar su segundo gol de la temporada. Era el 19 de septiembre de 2015. El 17 de septiembre de 2016, marcaba dos goles al Sporting. Después, no volvió a firmar un gol hasta la jornada 23, otra vez contra el Eibar. Un tanto lleno de significado por ser el número 100 que conseguía con la camiseta del Atlético. Este curso ha adelantado dos jornadas su regreso goleador, marcó en la 21, pero ha cuadrado las fechas. El 6 de febrero de 2016 marcaba al Eibar en el Calderón. El 4 de febrero llegaban sus dos goles al Leganés en 2017.

Después de aquello, el año pasado llegó el esprint de Fernando para convertirse en el «9» que le faltaba a su equipo. Marcó nueve goles en la segunda vuelta y fue titular en la final de la Liga de Campeones. La semana pasada ya fue el mejor en la segunda parte contra el Barcelona. Su entrada en el campo y el tanto de Griezmann hicieron que se viera un equipo diferente en la última media hora de partido, aunque sus goles tuvieran que esperar hasta el sábado en Liga.

Por eso, Simeone piensa en él como el delantero del equipo para buscar la remontada esta noche en el Camp Nou. Ya le funcionó el año pasado en la Liga de Campeones. Torres tiene físico para presionar y recorrido para llegar al gol después de recuperar la pelota. Le ayuda a practicar la presión alta, a ir a buscar a los defensas para dificultarles la salida con la pelota jugada. Como hizo el Athletic el sábado en el Camp Nou. El Barcelona sufrió, aunque el equipo de Valverde no rentabilizó sus ocasiones de gol.

Simeone, tenso, no quiere dar demasiadas pistas de sus intenciones en el Camp Nou. «Las aventuras nunca me gustaron», dice cuando le preguntan si se espera un partido de ida y vuelta, con dos equipos atrevidos. Tampoco confiesa si hará jugar a Torres desde el comienzo. «Todavía no hemos trabajado en el partido, en quién va a jugar. De aquí a mañana decidiremos quiénes son los que empiecen», decía el Cholo antes del último entrenamiento.

A Torres le avalan su buen momento y las estadísticas. El Barcelona es uno de sus rivales preferidos. Lo fue en su primera época como rojiblanco y lo sigue siendo en su regreso. Ha marcado diez goles en los 18 partidos que ha jugado contra los azulgrana. Y también marcó cuando visitó el Camp Nou en las semifinales de la Liga de Campeones con el Chelsea. Su gol cerró el pase del equipo londinense a la final que terminaría ganando por penaltis contra el Bayern en Múnich.

Repitió en la Champions la temporada pasada. Su gol puso por delante al Atlético, que no pudo aguantar el resultado después de la expulsión del «Niño». El partido de vuelta lo vio desde la grada, pero su tanto fue decisivo para que su equipo avanzara hasta las semifinales.

Simeone no acostumbra a regalar elogios a su delantero, aunque sí lo hizo después del partido contra el Leganés. «Lo vieron ustedes, no hace falta comentarlo mucho. Han sido cuatro días fantásticos. Eso habla muy bien sobre todo de la fuerza para seguir trabajando y peleando. Cuando no le ha tocado jugar se ha entrenado de la mejor manera. Y ésa es la virtud más grande que tiene Torres, no de ahora, de siempre», reconocía el técnico.

Fernando firmó su renovación hasta el 30 de junio de este año. Ahora está en el camino de volver a hacerse imprescindible para el Atlético.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs