Actualidad

Froome correrá el Tour

La UCI ha archivado el caso del presunto dopaje en la pasada Vuelta por salbutamol. La Agencia Mundial Antidopaje no considera las muestras como positivo

La UCI ha archivado el caso del presunto dopaje en la pasada Vuelta por salbutamol. La Agencia Mundial Antidopaje no considera las muestras como positivo.

Publicidad

Chris Froome estará el sábado en la isla de Noirmoutier para tomar la salida en el Tour. La UCI ha archivado el caso del presunto positivo en la pasada Vuelta a España por salbutamol, ya que el informe de la AMA concluía que las muestras del keniano no suponían un resultado adverso. La resolución contrasta con el anuncio que realizó «Le Monde» el domingo en el que anunciaba el veto de la organización de la carrera a la presencia de Froome. Apenas 24 horas después el corredor del Sky celebraba el archivo del caso que le tenía traumatizado desde la Vuelta y que le permitirá aspirar a su quinto maillot amarillo en París.

Froome ha vivido nueve meses de incertidumbre, desesperación y dudas en un caso que exigía una respuesta y que ha llegado a cinco días del inicio de la carrera más importante del mundo. La UCI ha zanjado la polémica con un comunicado y tras una interminable lucha legal. Después del triunfo de Froome en el Giro, el tetracampeón del Tour y ganador de la Vuelta de 2017 presentó sus informes avalados por expertos que explicaban el por qué de su resultado adverso. Estas pruebas resultaron decisivas ante los analistas de la Agencia Mundial Antidopaje. La AMA asegura que basándose en «hechos específicos del caso, las muestras de Chris Froome no constituyen un resultado adverso» y que el resultado anormal fue consecuencia de un «uso permitido del medicamento». Esta opinión es la que ha permitido a Froome ratificar su triunfo en la Vuelta del año pasado, el bronce en la contrarreloj en el Mundial de Bergen, el Giro y sus máximas aspiraciones en el presente Tour.

Froome no tardó en mostrar sus impresiones una vez conocido el archivo del llamado «caso salbutamol». «Estoy muy contento de que la UCI me haya exonerado, es un momento importante para el ciclismo. Entiendo la historia de este gran deporte y siempre me he tomado mi posición de liderazgo muy en serio y siempre hago las cosas bien. Hablé en serio cuando dije que nunca deshonraría la camiseta de un ganador y que mis resultados resistirían la prueba del tiempo». Para Froome «el fallo traza una línea, significa que todos podemos avanzar y concentrarnos en el Tour».

El director del Tour, Christian Prudhomme, aseguró lamentar que la decisión de la UCI hubiera llegado «en el último momento», ya que la carrera arranca el sábado. «Hay que cambiar las reglas del antidopaje», dijo. El Tour quiere que un resultado anormal en un control como el de Chris Froome conlleve automáticamente la suspensión provisional del corredor mientras se instruye el procedimiento.

Publicidad

Prudhomme explicó que hace tres semanas pidieron al Sky que Froome no corriera la carrera una vez que el presidente de la UCI, David Lappartient, había señalado a comienzos de junio que no habría un dictamen sobre su caso antes del Tour. Le escribieron una carta, pero no la hicieron pública porque no querían «echar leña al fuego». Sin embargo, todo se destapó , cuando lo reveló el diario «Le Monde».
«Hoy llega la respuesta (de la UCI) que esperábamos desde hacía seis meses», señaló el director de la ronda francesa, que dijo lamentar que se hubiera tardado tanto porque eso ha generado un sentimiento de «sospecha».