Siguiente capítulo, el Camp Nou

Tras su partidazo contra el Madrid, Aspas,el máximo goleador español, quiere clasificar al Celta esta noche contra el Barcelona.

Tras su partidazo contra el Madrid, Aspas,el máximo goleador español, quiere clasificar al Celta esta noche contra el Barcelona.

A Iago Aspas le ha tardado en llegar el reconocimiento, pero ahora que lo tiene va lanzado para que le dure el mayor tiempo, por ejemplo hasta que antes del verano Julen Lopetegui haga la convocatoria para el Mundial y le meta entre los elegidos. Ahora mismo, eso parece indudable. Su intención es abrir el debate sobre si, además, tiene que ser el titular. Por goles no va a ser: el año pasado fue el primer español en la clasificación del Pichichi. Éste suma once tantos, los mismos que Luis Suárez, cinco menos que Messi. Está claro que se codea con los mejores.

El futbolista gallego ya sabe que no hay nada como los duelos contra los grandes para llamar la atención de todo el mundo. Su partido el pasado domingo contra el Real Madrid en LaLiga fue un paso más en la excelente carrera que está haciendo ya a los 30 y hoy tiene otra oportunidad de mostrarse. El Camp Nou le espera para intentar redondear la faena eliminando al Barcelona en la vuelta de la Copa, tras el 1-1 de la ida.

Aspas es más sabio, tiene mejor visión del fútbol y ha alcanzado la madurez tras comprobar lo duro que es el éxito. En cuanto destacó en el Celta, se marchó a Liverpool y a Sevilla, pero le pudo la morriña. Sólo cuando volvió otra vez a su casa, cuando volvió a sentirse bien, se convirtió en el mejor delantero de España. «Aspas es un gran jugador extraordinario, de un nivel enorme, que no sólo nos hace gol a nosotros, sino a todos los equipos, tiene gol, es un gran futbolista, un ganador nato, y a mí me encanta. Creo que a todos», decía ayer Valverde para avisar a los suyos del peligro del encuentro de hoy.

El delantero del Celta conserva el talento que siempre tuvo, la misma rabia de jugar y ese toque rebelde, pero, además, ahora le ha añadido los años, que a veces perjudican a los futbolistas más potentes o más físicos, pero que si se aprovechan bien ayudan a los inteligentes. «Desde su llegada se ha transformado en un líder. En otra época de su vida, en su juventud, ha sido díscolo, reacio a asumir responsabilidades, pero en su regreso al Celta se ha convertido en el ejemplo para toda la cantera. Es un hombre que creció aquí y que quiere a los colores, que no juega sólo al fútbol por profesionalidad, sino que le mete a su juego pasión y eso se nota en su manera de jugar», explicaba la temporada pasada Berizzo. Unzúe ahora piensa lo mismo: «Su importancia está ahí. Es vital para nosotros. Intentamos hacer un juego en el que se puedan desarrollar sus virtudes. Es capaz de resolver en contragolpe, en ataques combinativos...».

Aspas le da miles de opciones al ataque del Celta y también a su manera de jugar. Porque tiene talento, ganas de trabajar y sabe que, con el Celta, en el Camp Nou, va a tener que hacerlo hasta que no puede más. «El Barcelona va a intentar tener el control de juego y llevarnos cerca de nuestro área, que es donde se sienten más cómodos. Nosotros intentaremos lo opuesto. Ir al Camp Nou pensando que defendiendo 90 minutos vas a tener opciones, lo normal es que al final sufras más. Ellos son un equipo hecho para tener el balón y trataremos de que se sientan lo más incómodos posible», explicaba Unzúe. El Barcelona de Valverde, a diferencia del choque de ida, hoy va con todo. El Celta, con Aspas.

Cillessen; Semedo, Piqué, Vermaelen, Jordi Alba; Sergio Busquets, Rakitic, Iniesta, Messi, Luis Suárez y Démbélé.
: Sergio Álvarez; Hugo Mallo, Sergi Gómez, Fontás, Jonny; Wass, Lobotka, Hernández, Pione Sisto; Iago Aspas y Maxi Gómez
: Hernández Hernández (Comité de Las Palmas).

Valverde, «ilusionado» con Coutinho

«Espero que Coutinho nos ayude mucho. Puede jugar en varias posiciones, se puede adaptar muy bien al estilo de juego del equipo, puede jugar por dentro, por fuera... Tiene facilidad para desenvolverse en situaciones cercanas al gol y dar asistencias», aseguraba ayer Valverde del nuevo fichaje del Barcelona. Coutinho, lesionado, no puede jugar hoy, pero es de los que más apoyará al Barcelona. Necesita que gane para poder jugar más partidos esta temporada. Sin Champions, sólo puede disputar LaLiga y la Copa, siempre que su equipo pase. Mientras, a Valverde le ha enamorado. «Estamos ilusionados con él, y él está contento de haber venido. Es un gran fichaje, esperamos que nos brinde días de alegría y que pueda jugar bien».