Adjudicadas a una empresa extremeña las filiales Artenius e IQA, del grupo La Seda

El juzgado mercantil número 1 de Barcelona, ante el que se tramita el concurso de La Seda y de otras doce filiales, ha adjudicado al grupo extremeño Cristian Lay las unidades productivas de IQA, en La Canonja (Tarragona), y de Artenius España, en El Prat de Llobregat (Barcelona).

Esta adjudicación, no obstante, está sujeta a que Cristian Lay alcance un acuerdo con La Seda de Barcelona antes del 4 de marzo sobre el arrendamiento del terreno en el que se ubica la planta de El Prat de Llobregat, así como sobre la venta de una turbina.

Si las dos partes no logran un acuerdo antes de la fecha señalada, la adjudicación a Cristian Lay quedaría como "no autorizada"y Artenius España e IQA se concederían a un segundo adjudicatario, según ha informado hoy La Seda.

Este juzgado mercantil dictó el pasado 1 de julio el auto de declaración conjunta de concurso voluntario de acreedores de La Seda de Barcelona y de sus 12 filiales europeas: Artenius España, Artenius Green, Industrias Químicas Asociadas LSB, Artenius Italia, Artenius Hellas Holding, Inmoseda y APPE Benelux, Deutschland, UK, France, Iberia y Polska Spolka.

El pasado mes de septiembre, el consejo de administración de La Seda presentó ante este juzgado una solicitud de autorización para el inicio del proceso de venta de las unidades productivas de Industrias Químicas Asociadas (IQA) y Artenius España.

La Seda mencionó razones de "urgencia y oportunidad"para llevar a cabo la venta de estas unidades productivas, para facilitar el cumplimiento de una eventual propuesta de convenio de acreedores en interés de todo el grupo.

En las últimas semanas, la juez encargada del proceso, Yolanda Ríos, ya se ha pronunciado sobre la adjudicación de algunos de los activos de La Seda.

Así, por ejemplo, ha adjudicado a la empresa Marketing Mix 2011 la fábrica de plástico PET que La Seda tiene en Balaguer (Lleida) y que era titularidad de Artenius Green, una filial íntegramente participada por la química.

La titular del juzgado también ha autorizado a la química a vender sus participaciones sociales en Artenius Turkpet, su filial turca, a la sociedad Indorama Ventures Public Limited Company.