El Corte Inglés reestructura el 76% de su deuda

El acuerdo amplía el límite de vencimiento hasta 2021

La RazónLa Razón

El Corte Inglés ha alcanzado un acuerdo de refinanciación con seis de sus entidades financieras acreedoras que afecta a unos 3.800 millones de euros de su deuda. Esta cantidad representa el 76 por ciento de los alrededor de 5.000 millones de deuda que el grupo de distribución está reestructurando.

Fuentes oficiales de la empresa confirmaron ayer que el acuerdo ha sido suscrito, en concreto, con Banco Santander, La Caixa, BBVA, Banco Sabadell, Bankia y Banco Popular, y que dicho acuerdo contempla un período adicional de hasta ocho años, con fecha de vencimiento en 2021.

Las mismas fuentes explican que El Corte Inglés espera obtener el mismo apoyo del resto de las entidades acreedoras aún pendientes, «debido a la confianza que la compañía ofrece al conjunto de los bancos que están participando en la operación».

El pasado 20 de mayo, el grupo presidido por Isidoro Álvarez anunció que se encontraba en conversaciones con las principales entidades financieras para reestructurar una deuda por importe de 5.000 millones de euros.

Más flexibilidad

Desde la compañía destacan además que gracias al acuerdo hecho público ayer El Corte Inglés logrará «mayor flexibilidad y mejorará su estructura de financiación en cuanto a costes y plazos, lo que le permite seguir avanzando en su desarrollo», según un comunicado en el que explica la operación.

El grupo de distribución cuenta en la actualidad con unos fondos propios que ascienden a alrededor de 7.450 millones de euros, y dispone de activos inmobiliarios valorados en unos 18.000 millones de euros aproximadamente.

Esta última cifra es cuatro veces superior al actual importe de su deuda financiera.

Dentro del proceso de refinanciación que se encuentra en estos momentos en marcha, El Corte Inglés encargó a la tasadora Tinsa una valoración de la cartera inmobiliaria que posee en la geografía española. De acuerdo con los últimos datos conocidos a mediados del pasado mes de julio, dicha empresa había evaluado el 80 por ciento del patrimonio total de la compañía distribuidora, otorgándole entonces un valor de alrededor de 16.000 millones de euros.

El 20 por ciento restante que estaba pendiente de evaluar, según informa Efe, correspondía a edificios de carácter técnico, como, por ejemplo, almacenes, centros logísticos y oficinas, así como a la ampliación del centro comercial en la madrileña calle de la Castellana, que incluye la llamada Torre Titania. Dicha torre está levantada en el solar que en su día ocupó el edificio Windsor, que ardió en 2005.

La empresa tiene previsto celebrar este domingo la Junta General Ordinaria y Extraordinaria de Accionistas. En el orden del día figura el examen y aprobación de las cuentas correspondientes al ejercicio 2012-2013.