Actualidad

España lanza una emisión sindicada a 10 años con gran demanda de inversores

El Tesoro Público ha lanzado hoy una emisión extraordinaria de deuda a diez años, que colocará a inversores institucionales gracias a un sindicato de bancos, y por la que está recibiendo numerosas peticiones, han informado a Efe fuentes del mercado.

La demanda de los inversores ha superado los 24.000 millones de euros, lo que hace prever que el Tesoro emitirá entre 6.000 y 8.000 millones, a juicio de las mismas fuentes, que precisan que no hay un objetivo inicial de colocación.

En cualquier caso, coinciden en que el gran interés tanto de inversores extranjeros como nacionales hará que la demanda triplique previsiblemente la adjudicación y haya permitido que el precio de la emisión haya ido bajando.

Inicialmente el Tesoro iba a pagar un diferencial de 185 puntos básicos sobre "mid swap", la referencia para este tipo de emisiones, pero el apetito inversor explica que al final la deuda pueda acabar colocándose a 178-180 puntos básicos sobre el mid swap.

Eso supondría pagar un interés cercano al 3,80 %, ligeramente por encima del 3,68 % al que rinde en estos momentos el bono español a diez años en el mercado secundario, pero "muy razonable", según las mismas fuentes, porque esta emisión vencerá en abril de 2024.

España suele recurrir un par de veces al año a las emisiones sindicadas, en las que un grupo de bancos considerado creadores de mercados colocan directamente la deuda entre inversores que no acuden habitualmente a las subastas dentro del calendario.

En esta ocasión, el sindicato de bancos está formado por el Santander, BBVA, Citi, Barclays, Goldman Sachs y Société Générale.