Europa

La prima de riesgo se reduce en 15 puntos básicos, hasta los 288

La prima de riesgo bajó a 288 puntos animada por los buenos datos del sector manufacturero

La prima de riesgo española, que se ha reducido hoy en 15 puntos básicos, ha cerrado la sesión por debajo de los 300 (288 puntos básicos), animada por los buenos datos del sector manufacturero, cuyos pedidos, en España, han crecido por primera vez en 26 meses.

Según los datos de mercado recogidos por Efe, la caída de la prima de riesgo española es consecuencia de una rebaja del rendimiento del bono nacional a diez años hasta el 4,586 % desde el 4,749 % previo.

Mientras, el rendimiento de su homólogo alemán -diferencia que con el español mide la prima de riesgo- también se ha reducido hasta el 1,720 % frente al 1,741 % de la apertura.

La prima de riesgo española ha caído hoy por debajo de los 300 puntos básicos después de haberse mantenido por encima de ese nivel en casi toda la primera mitad de este año.

El principio de acuerdo sobre la unión bancaria en Europa no disipaba el desánimo que dejaba en los inversores el anuncio de la Reserva Federal de Estados Unidos de ir retirando los estímulos a su economía.

No obstante, la prima de riesgo española se animaba hoy después de conocerse que la caída de la producción del sector manufacturero español se moderó en junio, en tanto que los nuevos pedidos para exportaciones crecieron por primera vez desde abril de 2011, según la empresa de servicios de información económica Markit PMI.

El Índice de Gestión de compras de Markit se situó en 50 puntos en junio, nivel que marca el límite entre contracción y expansión, y aumentó casi dos puntos respecto a mayo, lo que apunta -según Markit- a que el declive del sector manufacturero español "se acerca a su fin".

Al igual que la prima de riesgo española, la de Italia ha bajado a 270 puntos básicos; mientras que la de Portugal se ha mantenido en 467.

Por el contrario, el riesgo país de Grecia ha subido a 923 puntos puntos básicos, desde los 914 previos.

Por último, el precio de los seguros de impago de deuda (credit default swaps o CDS) para los bonos españoles a diez años ha caído hasta los 316.000 dólares.