Los sindicatos franceses se manifiestan contra la reforma de las pensiones

La Razón
La RazónLa Razón

Los sindicatos franceses expresaron hoy su rechazo al proyecto de ley de la nueva reforma de la jubilación con una manifestación seguida en París por varios centenares de personas.

La protesta, promovida por las organizaciones sindicales CGT, FO, FSU y Solidaires, tuvo lugar horas antes de que la Asamblea Nacional examinara en segunda lectura el texto, y lo aprobara por 291 votos a favor y 243 en contra.

"El Gobierno ha restablecido la medida más significativa de esta reforma, que consiste en el alargamiento de la duración de la cotización. Una medida injusta que va a condenar a los jóvenes asalariados de hoy a trabajar 43 años, privándoles del derecho efectivo a una jubilación completa a los 60 años", indicó CGT en su llamamiento.

El texto que está siendo examinado, según los sindicatos convocantes, "es injusto e inaceptable", y "conducirá a un empobrecimiento de los futuros jubilados, principalmente las mujeres".

Con este proyecto de ley, el Gobierno socialista del primer ministro, Jean-Marc Ayrault, busca corregir a partir de 2020 y hasta 2040 el déficit general del sistema, calculado actualmente en 7.600 millones de euros.

La última reforma del sistema, aprobada en 2010 bajo la presidencia del conservador Nicolas Sarkozy, estuvo rodeada de masivas protestas en la calle, y en esta ocasión, desde su presentación en septiembre, no han faltado tampoco manifestaciones por todo el país.

En la convocada para este martes, en la que los participantes corearon lemas como "No queremos trabajar hasta nuestro entierro", se juntaron 1.700 personas, según la policía, y unas 15.000, según los organizadores.

Fuentes de la Asamblea Nacional indicaron hoy a Efe que tras el voto de esta tarde el texto será analizado posteriormente en el Senado y, para ser sometido a la lectura definitiva de la Asamblea el 18 de diciembre.