Uno de cada cuatro parados de larga duración de la UE vive en España

Los 1,1 millones de desempleados en esta situación representan la cantidad más alta desde el segundo trimestre de 2008

Los 1,1 millones de desempleados en esta situación representan la cantidad más alta desde el segundo trimestre de 2008.

A pesar de la evidente mejoría experimentada por el mercado laboral español en los últimos años, el desempleo sigue siendo uno de los principales lastres de la economía española. España es el país de la UE con mayor número de parados de larga duración, con 1,1 millones, superando, aunque por poco, a Italia, un país con una población un 30% más grande. Uno de cada cuatro parados de larga duración de la Unión Europea reside en España, según los datos recopilados por el Monitor Adecco de Oportunidades y Satisfacción en el Empleo, elaborado a partir de datos del INE y Eurostat.

Considerando la relación entre el número de parados de larga duración y el total de personas sin empleo, el 32,4% que representan sobre el total de desempleados los de larga duración en España solo es superado por Grecia (50,4%), Italia (38,4%) y Bulgaria (36,8%). La media de parados de larga duración de la Unión Europea es del 26,4%. Pero si se excluyen los datos españoles, esa misma media baja hasta el 24,9%. Esto significa que España “aporta” 1,5 puntos porcentuales a la proporción de parados de larga duración europea.

Los grandes países de la UE presentan proporciones sensiblemente menores a la de España que, además, surgen de un número de parados muy inferior. Un 26,5% de los parados de Alemania están en esa situación desde hace al menos dos años. A primera vista, la cantidad no está tan lejos de España. Sin embargo, como destaca el observatorio, Alemania, con una población un 80% mayor a la española, tiene 381.400 parados de larga duración (un 64% menos).

Algo similar puede decirse respecto de Francia y Reino Unido. En el país galo, con una población un 43% más grande que la de España, hay 583.900 parados de larga duración (45% menos), que suponen el 22% del total de parados. En Reino Unido (su población es un 42% mayor a la de España) residen 185.100 parados de larga duración (83% menos), que equivalen al 14,1% de todo el colectivo de desocupados.

Aunque la comparativa respecto a otros países europeos sigue siendo bastante desfavorable para España, en los últimos años, la situación ha mejorado. En el último ejercicio, su cantidad se ha reducido en 267.700 personas, con lo que se ha situado en niveles de diciembre de 2010. No obstante, es cuatro veces mayor, por ejemplo, que la que se registraba en el segundo trimestre de 2008. Considerando la media de los últimos cuatro trimestres, un 32,4% de los parados está en esa situación desde hace al menos dos años. Es la proporción más baja desde marzo de 2013 y 3,9 puntos porcentuales inferior a la de un año antes.