Una concejala del PSOE, obligada a rectificar por un tuit en el que justificó la agresión a Rajoy

La única concejala del PSOE en Soutomaior (Pontevedra), Verónica Montero, ha sido obligada a rectificar ante la publicación de un tuit en el que justificaba la agresión de un menor de edad al presidente del Gobierno durante un paseo electoral por Pontevedra.

La única concejala del PSOE en Soutomaior (Pontevedra), Verónica Montero, ha sido obligada a rectificar ante la publicación de un tuit en el que justificaba la agresión de un menor de edad al presidente del Gobierno durante un paseo electoral por Pontevedra.

Tras darse a conocer la noticia de que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, había sido golpeado por un menor de edad antes de un mitin electoral, la socialista Verónica Montero ironizó a través de la red social Twiter con dicho hecho con hasta tres tuits distintos: "No viene a Pontevedra más que en vacaciones y elecciones y pretende después de cuatro años de recortes que se le aplauda??? Venga ya", el segundo; “a mucha gente le parece lamentable lo que le pasó a Rajoy... y a mi me parece lamentable que pueda volver a ser presidente alguien como él”, y por último, “Amigo Mariano... Comprendemos tu enfado...Pero sé fuerte... Te quedan dos días y el 20 ya te vas”. Tras la publicación de estos mensajes, y tras recibir insultos graves y amenazas de muerte, según ha explicado la concejala en su cuenta de Facebook, Montero ha eliminado su cuenta personal de Twitter.

Desde su propio partido no se han hecho esperar las críticas a la reacción de la concejala, y al respecto se ha pronunciado el secretario general del PSdeG, José Ramón Gómez Besteiro, explicando que desde su partido “condenan rotundamente este tipo de acciones”, y que su posicionamiento “frente a la violencia” es “claro”.

Tras las declaraciones de su partido, la concejala gallega se ha visto obligada a publicar en su cuenta personal de Facebook una aclaración sobre sus tuits de la noche anterior lamentando “el malentendido” que se ha generado y aclarando que “no pretendía justificar la violencia”.

“Ayer al ver las reacciones ya rectifiqué al instante” explica en referencia a un supuesto tuit pidiendo disculpas por sus anteriores reacciones, aunque al haberse cerrado la cuenta al momento de producirse las masivas reacciones de los usuarios en contra de la concejala, dicho mensaje en el que se habría disculpado no puede visualizarse. También asegura que “no iba a hablar” pero que “lo ha hablado” con el partido porque “lo ha considerado necesario”.