El PP logra 12 diputados en Castilla La Mancha, 7 el PSOE y Unidos Podemos 2

María Dolores de Cospedal, en el momento de la votación
María Dolores de Cospedal, en el momento de la votación

El PP gana las elecciones en Castilla-La Mancha y consigue 12 de los 21 diputados en juego, por siete del PSOE y dos de Unidos Podemos, mientras que Ciudadanos se queda sin representación.

El PP gana las elecciones generales en Castilla-La Mancha y consigue 12 de los 21 diputados en juego, por siete del PSOE y dos de Unidos Podemos, mientras que Ciudadanos se queda sin representación.

Con el cien por cien escrutado, el PP, con el 42,79 por ciento de los votos, suma dos más a los diez diputados obtenidos en 2015 y llega hasta los doce, mientras que el PSOE, con el 27,31% de los votos, se mantiene con siete.

Podemos logra un apoyo del 14,64 y gana un escaño, para un total de dos. Ciudadanos es la perdedora de estas elecciones en la región, al perder los tres diputados que logró en los pasados comicios. Así, la agrupación liderada por Albert Rivera, se ha quedado en un 13,06 por ciento, frente al 13,77 logrado en diciembre y con 16.000 votos menos.

En cuanto a la participación, ha caído del 75,26 por ciento de diciembre al 72,96 por ciento, más de dos puntos de diferencia.

La coalición formada por Podemos e Izquierda Unida en Castilla-La Mancha no ha dado los resultados esperados y no han logrado sumar fuerzas, cosechando algo más de 162.000 votos, unos 39.130 votos menos que la suma de los obtenidos por estos partidos por separado en la última cita electoral de diciembre de 2015, cuando superaron los 200.000. En los últimos comicios, Podemos recabó 159.726 apoyos e Izquierda Unida 41.986. No obstante, la suma de fuerzas sí que le ha valido a la coalición para mantener su diputado en la provincia de Toledo y para arrebatar otro escaño a Ciudadanos por la provincia de Albacete.

La última encuesta del CIS vaticinaba incluso cuatro escaños para la coalición en todas las provincias castellano-manchegas a excepción de Cuenca, pero ni Ariel Jerez en Guadalajara ni Juana Caro en Ciudad Real --única cabeza de lista de IU en la región-- han conseguido colarse en el Congreso. Durante esta campaña varios líderes nacionales se han volcado en actos electorales en territorio castellano-manchego, incluso el propio Pablo Iglesias pasó una mañana en Guadalajara arropando a Ariel Jerez, que se quedará fuera de la Cámara Baja.

Pablo Echenique, Juan Carlos Monedero o Carolina Bescansa son otros de los líderes nacionales que han pasado por Castilla-La Mancha

a lo largo de sus cinco provincias.

Por provincias

En concreto, en Albacete han superado los 33.000 votos, pero en diciembre de 2015 Podemos llegó a 32.320, por 9.306 de IU. En Ciudad Real, en esta ocasión han superado los 37.300, mientras que en diciembre la suma entre ambos superaba los 46.000. En Cuenca, por su parte, han sido más de 15.200 los votos cosechados por Unidos Podemos, pero en diciembre juntos ambos partidos sumaban más de 17.700.

En la provincia de Guadalajara el descalabro en votos ha sido mayor, de los 24.602 votos que consiguió Podemos y los 5.628 de Izquierda Unida hace seis meses, ambas formaciones suman 23.732. Por último, en la provincia de Toledo, la coalición se ha hecho con cerca de 53.000 votos. En las últimas elecciones, Podemos sacó 52.657, por 13.590 de IU.