19 Taifas

Sánchez se siente muy seguro tras obtener 298 votos contrarios a su censura

Pool Moncloa Pool Moncloa

Antes de escribir sobre las elecciones presidenciales norteamericanas de mañana, es preciso hablar nuevamente de lo sucedido en el Congreso en las dos últimas sesiones plenarias de los pasados días 22 y 29. Ambas fechas van a marcar la situación política, económica y social de España en el futuro.

Con el discurso y voto de Casado del día 22, éste convirtió la moción de censura a Sánchez en una censura a Abascal, delimitando un antes y un después en la relación del espacio político de centro-derecha. Y aunque resulte incomprensible en un escenario como el que vivimos –y el que viviremos, por la gestión de la pandemia–, Sánchez salió reforzado de una situación así.

El jueves siguiente, día 29, el Congreso convalidó un Real Decreto del estado de alarma que establece un toque de queda nocturno en todo el territorio nacional, defendido por el Ministro de Sanidad y debatido en ausencia del presidente del Gobierno. De esta manera, libertades públicas y derechos fundamentales como el de movimiento, reunión –en espacios públicos y hasta privados–, entre otros, se ven sustancialmente limitados por una norma del Ministerio de la Memoria democrática.

Esta regulación convierte a España en un reino de 19 Taifas para hacer frente a un virus cuya agresividad parece variar entre territorios, cuyos presidentes son la «autoridad delegada competente» para su aplicación, y el Gobierno un mero espectador. Sin duda, Sánchez se siente muy seguro tras obtener 298 votos contrarios a su censura. La «oposición» le ha dado motivos sobrados para ello.