Méndez «lamenta» cuatro días después los insultos de los sindicalistas a Alaya

El secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha tardado en condenar los ataques a la jueza
El secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha tardado en condenar los ataques a la jueza

MADRID-El secretario general de UGT, Cándido Méndez, consideró ayer que UGT de Andalucía tiene que depurar «responsabilidades políticas» en el «caso de los ERE». También lamentó públicamente las protestas de sindicalistas realizadas hace cuatro días contra la jueza Mercedes Alaya. «Aquello derivó en una serie de acontecimientos y manifestaciones verbales que yo lamento», dijo Méndez. El dirigente sindical, tras manifestar que todo el mundo tiene derecho a concentrarse, matizó que lo ocurrido fue lamentable, porque «tiene que haber un respeto hacia la Administración de Justicia». Lo inusual de esta acción provocó ayer la reunión de la Junta de jueces de Instrucción para respaldar a su compañera y emitir un duro comunicado de condena contra los autores de estos hechos. Los jueces señalan que las «críticas, insultos, presiones, coacciones e intimidaciones y, en su caso, falta de colaboración, no pretenden otra cosa que socavar, en beneficio de unos pocos, uno de los pilares del Estado Social y Democrático de Derecho y constituyen un flagrante incumplimiento de la Constitución».