MENÚ
lunes 22 julio 2019
03:07
Actualizado

Puigdemont recurrirá a la Justicia europea para poder ejercer de eurodiputado

Ccree que su escaño en el Parlamento Europeo es un "test de estres" para la democracia europea

Junts Per Catalunya ha pedido el ingreso en el grupo de los Verdes Europeos después de la expulsión de los liberales

  • Carles Puigdemont junto a Pernando Barrena, Ramon Tremosa, entre otros en el Parlamento Europeo/Foto: Aïda Sánchez Alonso
    Carles Puigdemont junto a Pernando Barrena, Ramon Tremosa, entre otros en el Parlamento Europeo/Foto: Aïda Sánchez Alonso

Tiempo de lectura 4 min.

18 de junio de 2019. 19:34h

Comentada
Mirentxu Arroqui 18/6/2019

Carles Puigdemont está dispuesto a que nadie se olvide de él. Tras el varapalo recibido ayer en España cuando su letrado, Gozalo Boye, intentó sin éxito recoger su acta de eurodiputado, el expresident compareció hoy en la sala de prensa del Parlamento Europeo como modo de caldear el ambiente antes del comienzo de la legislatura de la Eruocámara el próximo 2 de julio. Puigdemont se trasladará ese día a Estrasburgo (Francia), dónde se espera una masiva manifestación en su apoyo, aunque sigue manteniendo que antes de ese día, el Tribunal de Justicia de Luxemburgo fallará en contra de las autoridades españolas y él podrá ocupar su escaño con total normalidad. Dentro de su batalla para internacionalizar el proces, Puigdemont calificó como un “test de estrés” para la democracia europea este veredicto del alto tribunal europeo y reveló que Junts Per Catalunya ha pedido el ingreso en los Verdes europeos. En la pasada legislatura, el PDeCAT fue expulsado del partido de los liberales europeos tras las presiones de Ciudadanos, que forman parte de la misma familia política.

A pesar del tono optimista , ni él ni su entorno detallan su ofensiva jurídica, ya que de momento ningún tribunal español ha presentado una cuestión prejudicial a la corte europea ni su equipo de abogados ha planteado un recurso de manera directa (un opción que tan sólo es admitida a tramité en casos muy específicos). Según las fuentes consultadas, parece completamente imposible que pueda producirse el fallo antes de esta fecha.

Por el momento, el político independentista ha conseguido que tan sólo 79 eurodiputados ( de un total de 751) hayan firmado una misiva en la que defienden que tanto él como Antoni Comín y Oriol Junqueras puedan recoger su acta. Esta misiva aparece firmada tanto por eurodiputados de la legislatura saliente que no van a renovar su mandato como otros que seguirán formando parte del hemiciclo en la nueva lesgislatura, por lo que los cálculos sobre el apoyo real resultan difusos. Entre los firmantes se encuentran nombres como Izaskun Bilbao (PNV) Ernest Urtasum, María Eugenia Rodríguez Palop y Manu Pineda (Unidas Podemos Cambiar Europa) y Pernando Barrena (Bildu).

Dentro de los apoyos internacionales, también han querido firmar la misiva los nacionalistas flamencos Geert Bourgeois y Mark Demesmeke, el nacionalista escocés Chirsitan Allard y el ecologista francés José Bové. Ningún eurodiputado del Partido Popular Europeo o los socialistas ( los dos grupos hegemónicos del hemiciclo) ha mostrado su apoyo a Puigdemont. Aunque no estaba prevista su presencia en la convocatoria de esta rueda de prensa, el ex president apareció de improviso. A pesar de que le ha sido denegada una acreditación temporal antes del comienzo de legislatura, el político independentista no tiene problemas para acceder a las instalaciones de la Eurocámara como invitado de otro eurodiputado.

En la carta dirigida el presidente y vicepresidente del Parlamento Europeo se califica como una “clara violación de sus derechos políticos” que los líderes independentistas no hayan podido recoger su acta, ya que la legislación española tan sólo permite el acatamiento de la Constitución de manera presencial y se recuerdoaque los tres eurodiputados electos representan “ a más de dos millones de ciudadanos europeos”.

Últimas noticias