Rajoy se compromete a trabajar por una «España unida»

Mariano Rajoy y Soraya Sáenz de Santamaría, a su llegada al Congreso de los Diputados
Mariano Rajoy y Soraya Sáenz de Santamaría, a su llegada al Congreso de los Diputados

El jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, ha calificado de "positivas"las declaraciones del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ya que, según ha dicho, el mundo vive una etapa de "integración, no de división". En ese punto, se ha comprometido a trabajar por una España "fuerte y unida". Así se ha pronunciado, en los pasillos del Congreso, después de que Obama expresara este lunes al rey Felipe VI --durante su encuentro en el Despacho Oval de la Casa Blanca-- el compromiso de su país por mantener la relación con "una España fuerte y unida", un mensaje que se produce en plena campaña para las elecciones catalanas, informa Otr.

Rajoy ha destacado que esas palabras de Obama son "en cierta manera muy similares"a las que pronunciaron hace pocas fechas el primer ministro británico, David Cameron, y la canciller alemana, Angela Merkel, al ser preguntados por el proceso soberanista en Cataluña. "Yo las comparto plenamente", ha resaltado, para añadir que "es lo que piensa la inmensa mayoría de los dirigentes en todo el mundo".

En este sentido, el presidente del Gobierno ha asegurado que él quiere una España "fuerte y unida"en la que todos se den cuenta de las "muchas cosas""positivas"que se han hecho en estos años, especialmente en los últimos 40 años.

"Y, por tanto, yo trabajaré para una España fuerte, unida, que esté en Europa, en la que nadie pierda derechos y en la que todo el mundo pueda disfrutar de sus condiciones de europeo, de español y de su propia tierra", ha enfatizado.

Por todo ello, el presidente del Gobierno ha señalado que las declaraciones de Barack Obama "son positivas". "En esa línea va el mundo, vivimos una etapa de integración, no de división. Y cada vez cedemos mas poderes a instituciones supranacionales", ha concluido.