Política

Respaldo al adiós de Albert Rivera

La opción de Arrimadas como nueva líder del partido es mejor vista entre los votantes del PP que entre los electores naranjas

La opción de Arrimadas como nueva líder del partido es mejor vista entre los votantes del PP que entre los electores naranjas

Publicidad

Las elecciones generales del 10 de noviembre se llevaron por delante a Albert Rivera, que asumió la responsabilidad por el mal resultado de Ciudadanos. Según los datos de la encuesta de NC Report, el 78,5% de los españoles considera que Rivera hizo lo correcto al dimitir de la Presidencia de la formación naranja, al renunciar a su escaño en el Congreso y al anunciar el final de su carrera política. Se da la circunstancia de que son los votantes de Cs los que en mayor medida respaldan la renuncia de su antiguo líder. El 88,6% de sus votantes aplauden su dimisión frente al porcentaje de los electores del resto de partidos: el 86,9% entre las bases de Unidas Podemos, un 86,3% entre los del PSOE, un 79,6% entre quienes respaldaron a Vox en las urnas y un 77,9% si los que contestan son los simpatizantes del Partido Popular.

En las quinielas en torno a la persona que puede suceder a Rivera al frente del partido, destaca un nombre, el de Inés Arrimadas. Varios dirigentes del partido –el último, Ignacio Aguado, en la entrevista que concedió este domingo a LA RAZÓN– ya han dejado claro que Arrimadas sería la opción más razonable para tomar las riendas del «posriverismo». No existe tanta unanimidad si se le pregunta a los españoles. El sondeo señala que el 46,4% de los encuestados sí vería a Arrimadas como la sustituta natural de Rivera. Un 27,3% considera que no debería ocupar la Presidencia de Cs. Llama la atención un dato: hay un mayor porcentaje de votantes del PP que apoyan esta transición que entre las bases naranjas. De hecho, el 75% de los electores populares ve con buenos ojos que Arrimadas sea la nueva líder frente al 70,5% de votantes de Cs que apuesta por esta vía. Un porcentaje casi idéntico entre los simpatizantes de Vox: un 70,4%. Entre los electores de los partidos de izquierdas, la simpatía hacia Arrimadas se desploma. Entre aquellos que votaron al PSOE el 10-N, algo menos de cuatro de cada diez (el 39,3%) considera positivo que Arrimadas reemplace a Rivera. Este movimiento sucesorio es bien visto por el 29,8% de los electores de Unidas Podemos.

El batacazo en las urnas de Ciudadanos ha alimentado el debate en torno a su futuro. ¿Seguirá los pasos de UPyD hasta convertirse en una fuerza extraparlamentaria o iniciará a partir de ahora una remontada que le devuelva hasta la posición protagonista que le concedieron, por ejemplo, las elecciones del pasado mes de abril? Preguntados por si Ciudadanos desaparecerá, la mayoría de los encuestados cree que sí. Así piensa, según el sondeo, el 64,4% de los españoles. En un porcentaje similar se expresan los votantes de las formaciones rivales de Ciudadanos. Los más duros respecto al futuro del partido naranja son los electores socialistas: el 77% de ellos cree que Ciudadanos desaparecerá. También piensa así el 72,6% de los de Unidas Podemos, el 70,4% de los Vox y el 69,9% de los del Partido Popular. Cuando esta misma cuestión se le formula a los votantes de Ciudadanos, el 31,8% asegurá que sí podría desaparecer y el 61,4% considera que no.

Respecto a la gobernabilidad del país, el 60,7% de los españoles considera que el partido que hasta el lunes pasado presidía Rivera debería favorecer el desbloqueo en nuestro país. Entre los propios votantes de Ciudadanos, el 63,6% también apoya que este partido sea decisivo en que la legislatura pueda echar a andar frente al 22,7% que considera lo contrario. Entre los votantes de los demás partidos llama la atención que el 89,6% de los electores socialistas aplaudiría que Cs contribuyese al desbloqueo. Sólo entre las bases de Vox, son mayoría (60,2%) los que apoyan que Cs no facilite ese final al bloqueo político.

Publicidad