Tabarnia: “El patriotismo es amor a lo propio y el nacionalismo odio a lo ajeno”

Boadella: “No olvidemos que en Cataluña hay una tragedia”

El próximo domingo, 25 de febrero, a las 12 de la mañana, se celebrará en Barcelona la primera manifestación que reivindica la creación de la autonomía tabarnesa.

Esta mañana, el dramaturgo Albert Boadella, presidente en el exilio de Tabarnia, se presentaba en la capital de España para dar a conocer su proyecto. Se anunció también que el próximo domingo, 25 de febrero, a las 12 de la mañana, se celebrará en Barcelona la primera manifestación que reivindica la creación de la autonomía tabarnesa. Acompañaban a Boadella el periodista Tomas Guasch, Jaume Vives y Miguel Martínez.

LA RAZÓN TV se desplazó hasta el lugar y pudimos conversar con sus protagonistas, así como con asistentes al acto. La manifestación en Barcelona dará comienzo con una ofrenda floral a Rafael de Casanova, “patriota español del cual los nacionalistas han intentado apropiarse”. La manifestación terminará en la Plaza de Sant Jaume y desde el gobierno de Tabarnia, esperan que se “escuche el grito de un pueblo que durante años ha vivido perseguido, estigmatizado y que ahora está de pie”.

Miguel Martínez quien ha resaltado, durante su intervención, que “Tabarnia somos todos aquellos que luchan contra el nacionalismo, el supremacismo, el racismo identitario y la manipulación histórica”, ha destacado que el nacionalismo “usa los medios públicos a su antojo” y ha dado las gracias a todos los voluntarios, que ha cifrado en más de 100.000 miembros, “miles de grupos en Whatsapp y Telegram” y 500.000 simpatizantes. “Gracias por hacer del humor nuestra bandera”. “Más de 300.000 opersonas han secundado nuestra iniciativa en Change.org”, ha añadido. Finalmente ha invitado a “todo aquél que se sienta tabarnés” en cualquier lugar de España, a sumarse a la iniciativa.

El ministro de deportes de Tabarnia, Jaume Vives, ha comenzado presentando “el patinete como símbolo deportivo nacional”. Y es que una persona “que se parecía a Eduard Pujol” [JxCat], habría seguido a Albert Boadella “en patinete, hasta que le hemos descubierto y ha huido dejando el patinete, que lo hemos cogido para designarlo símbolo nacional de Tabarnia”. A continuación ha dado paso con humor al presidente, Albert Boadella, “creador en el siglo VIII de las homilías ubusiensenses, primer texto tabarnés, ocultado por los monjes del Monasterio de Montserrat”.

Albert Boadella ha afirmado estar encantado de ser presidente, “algo que no he sido en mi vida y seguiré siendo mientras sea sin sueldo”. Tampoco le importa que le llamen “molt honorable”, algo que “curiosamente” ahora no llaman a los presidentes de la Generalitat, ha ironizado. “Los tabarneses, a diferencia de los nacionalistas, no queremos tener rasgos diferenciales”, ha continuado, matizando que “la paciencia” sí podría ser, ha sostenido, una seña de identidad de los tabarneses.

Boadella, quien no se fía “un pelo de la gente que no tiene sentido del humor”, ha señalado que en Cataluña hay una tragedia y que Tabarnia está pensada para animar a los ciudadanos. Por cierto, que ha anunciado que en esta ficticia nueva división territorial, el monasterio de Montserrat “pasaría a ser zona desmilitarizada”. “Decir Tabarnia es decir viva España”, ha concluido su alegato.