Actualidad

Trucos para ahorrar en la factura de la luz en una casa

A veces pequeños gestos acumulados a lo largo del año suponen un gran ahorro

La electricidad es uno de los gastos que mayor preocupación traen a las familias españolas sobre todo ahora en verano por el incremento de su uso con aparatos como los de aire acondicionado. A diferencia del agua, no es un gasto menor, al contrario, se teme muchas veces la llegada del recibo de luz porque puede traer sorpresas.

Publicidad

La electricidad es uno de los gastos que mayor preocupación traen a las familias españolas sobre todo ahora en verano por el incremento de su uso con aparatos como los de aire acondicionado. A diferencia del agua, no es un gasto menor, al contrario, se teme muchas veces la llegada del recibo de luz porque puede traer sorpresas. No son pocos los foros y blogs que circulan por la red aportando ideas útiles para paliar ese consumo que puede dejarnos la cartera temblando y es que la mejor manera de empezar a ahorrar es ser inteligente a la hora de afrontar su uso. De la mano de Adratek, empresa de instalaciones eléctricas podemos seguir estos trucos que nos traerán un ahorro anual de 500 euros o más, dependiendo de muchos factores, entre ellos, claro está, el tamaño de la casa.

Apagar las luces innecesarias

Publicidad

Dos lámparas incandescentes de 100 vatios apagados por dos horas extra por día pueden ahorrar 15€ a lo largo de un año. Mejor aún, cambiar al LED.

Publicidad

Usar la luz natural

Una sola ventana orientada hacia el sur puede iluminar de 20 a 100 veces su área. El apagado de una lámpara de 60 vatios por cuatro horas al día es un ahorro de 9€ durante un año.

Utilizar la iluminación “de tarea”

Publicidad

Apagar las luces del techo y utilizar lámparas de mesa, iluminación de pista y luces debajo del mostrador en áreas de trabajo y hobby, así como en cocinas.

Duchas más cortas

El agua caliente es cara. Si dos personas en su casa acortan su tiempo de baño en un minuto cada uno, se puede ahorrar 30€ a lo largo de un año. Apagar el agua al afeitarse, cuando se lava las manos, cuando se cepilla los dientes.

Arreglar los grifos con fugas

La reparación de una fuga de agua caliente en un grifo puede ahorrar hasta 9€ por año en gastos de energía.

Desconectar la electrónica no utilizada

La energía en espera puede representar el 10% del consumo anual de electricidad de una familia media. Desconecte los electrónicos no utilizados y ahorre 50€ al año.

Reciclar el ordenador viejo por uno portátil

El ordenador de mesa consume más electricidad. Usar el portátil dos horas al día, ahorrará 4€ a lo largo de un año.

¿No está en casa? Apague el aire acondicionado

Desconectar el aire acondicionado durante cinco horas al día mientras se está fuera.

Recicla o dona esa vieja TV

Incluso si se está usando sólo una hora al día, este LCD de 42 pulgadas está costando seis euros al año.

Administrar el termostato

Si se tiene calefacción eléctrica, bajar termostato en dos grados para ahorrar un 5% en la factura. Bajar cinco grados puede ahorrar el 10%

Ser estratégico con las cubiertas de las ventanas

Si se promueve el flujo de aire en su casa y se bloquee el sol de la tarde, se puede ahorrar hasta 10 o 45€ (1 unidad de ventana AC) durante el verano.

Reducir el calor en la cocina

Evitar usar el horno en verano y dar preferencia a las ensaladas, smoothies o barbacoa. Así se reducirá el calor y se ahorrará en gastos de enfriamiento doméstico.

Lavar la ropa en frío

Al cambiar de agua caliente a fría por un promedio de tres cargas por semana, podría ahorrar hasta 22€ por año en la cuenta de energía.

Secar la ropa al aire

Si se hacen ocho cargas de ropa por semana y se utiliza el tendedero para el 50% de esas ropas, se puede ahorrar 65€ al año.

Ser eficiente con la refrigeración

Mantener el frigorífico y congelador a la temperatura ideal.