La Duquesa de Alba disfruta de Ibiza junto a su hija Eugenia

La Duquesa de Alba y su hija por las calles de Ibiza
La Duquesa de Alba y su hija por las calles de Ibiza

La Duquesa de Alba disfruta de Ibiza junto a su hija Eugenia La Duquesa de Alba sigue de vacaciones en Ibiza junto a su gente, concretamente su hija, Eugenia Martínez de Irujo. Sin embargo, la ausencia de Alfonso Díez sigue siendo palpable y es que el esposo de la Duquesa no la ha acompañado durante estos días.

Aunque ya lo dijese en su momento, que quería pasar tiempo con sus hijos y sus nietos, la ausencia de Alfonso es aún un misterio. Eso sí, su deseo se está cumpliendo a rajatabla y la Duquesa compartía una comida con su hija, la Duquesa de Montoro.

Y es que parece mentira que el pasado mes de abril Doña Cayetana fuese intervenida quirúrgicamente tras romperse el fémur durante un viaje a Italia junto a su esposo. Sin embargo, con la fuerza de voluntad que la caracteriza, la Duquesa de Alba está plenamente recuperada y disfruta de sus vacaciones estivales.

Pero, todo el mundo se hace la misma pregunta: ¿Dónde está Alfonso Díez? Ya que resulta muy extraño que la Duquesa no disfrute de la compañía de su marido. Con una excedencia de por medio, el marido de la Duquesa está aún así muy centrado en supervisar las obras de su casa de Sanlúcar de Barrameda y en sus negocios como anticuario. Puede que este sea uno de los motivos principales y no dispone de todo el tiempo que quisiera para desplazarse a Ibiza y disfrutar del buen tiempo y la playa junto a su mujer.

Aún así, Alfonso Díez es muy respetuoso con el tiempo que disfruta la Duquesa con sus hijos y como ya ocurriese el año pasado con el tema de Eugenia y la custodia de su hija, Alfonso le deja su tiempo y espacio a la Duquesa de Alba.

Y ya que está en la playa, es lógico que Doña Cayetana siga bajando diariamente a la orilla del mar para disfrutar de un fantástico y refrescante baño. En esta ocasión y acompañada de su hija, Eugenia Martínez de Irujo, han disfrutado de un almuerzo juntas en un restaurante cercano a la playa.

Una vez más, la aristócrata sigue deslumbrándonos con sus looks. Reacia a vestir ropas para nada juveniles, la Duquesa de Alba lucía un estupendo conjunto en azul celeste, compuesto por una camisola y un pantalón ancho, bastantes frescos para combatir el calor. Sus complementos también destacaron y es que lucía unas gafas de lo más fashion con brillantes, un gran colgante de un corazón y el pelo recogido con dos pasadores muy llamativos en forma de flor de color morado.

Eugenia, por el contrario, quiso lucir un look más tribal y africano. Con una falta de este estilo, sandalias y una camiseta de tirantes básica en color negro acompañado de un bolso marrón.