Joselito: «La inclusión de los toros en Cultura no es la solución»

El matador retirado y ganadero recela del añadido burocrático que supone el cambio

Joselito, torero y ganadero
Joselito, torero y ganadero

Durante la Jornada en Defensa de la Fiesta de los Toros, que organizó la Universidad San Pablo CEU de Madrid, José Miguel Arroyo «Joselito» habló de manera escéptica acerca de lo que supondrá el cambio ministerial en el que están trabajando las figuras del toreo en las últimas semanas.

El madrileño es uno de los miembros del mundo del toro que no consideran el traspaso de Interior a Cultura como la solución definitiva a los problemas que acucian a la Fiesta. En esta línea comentó que el cambio traerá «otro impedimento más para celebrar una corrida de toros». Con estas declaraciones vino a denunciar el exceso de trámites burocráticos que se precisan para el desarrollo de cualquier feria. Así, a partir de la materialización de la entrada de los toreros en el ministerio de Cultura, los requisitos serán aún más, puesto que Interior seguirá controlando una parcela importante del panorama taurino. Como bien expresó el diestro ahora habrá que rendir cuentas a dos ministerios. Durante su intervención, el ganadero recalcó la riqueza en valores éticos y morales que se observan en la tauromaquia y que la sociedad actual carece: «Una ética que nace del respeto al animal, al público y a uno mismo», aseguró.


Carácter político
Sobre este tema de la actualidad del toro, aunque desde otra perspectiva diferente a la que tiene Joselito, habló Felipe Díaz Murillo, director gerente de la Escuela de Tauromaquia Marcial Lalanda de Madrid. El gerente abordó la dimensión política que tienen los acontecimientos que se han producido en las últimas semanas y considera la permuta de cartera como una «maniobra política» y considera que el Gobierno ha actuado de un modo contradictorio. «No se puede entender cómo se niegan al blindaje de las corridas, como sí lo han hecho con los "correbous", argumentó Díaz Murillo.

Por otra parte, el ex alcalde de Madrid y actual senador del grupo popular, José María Álvarez del Manzano, abordó el asunto haciendo autocrítica desde el punto de vista de los taurinos. El Presidente de IFEMA dijo que «no hay que echar la culpa a los demás, hay que hacer las cosas bien desde dentro de este mundo». Álvarez del Manzano recordó que si no hay ética en la gente que trabaja en el entorno de la Fiesta, están haciendo mucho daño a la misma. Sobre la abolición de las corridas en Cataluña, destacó el carácter político de la decisión adoptada el pasado 28 de julio en el parlamento regional: «Han querido encontrar en los toros un factor de diferenciación», sentenció.