«Xatcobeo»: el primer gallego en conquistar el Universo

La Universidad de Vigo enviará a principios del año que viene un picosatélite cuya misión será medir las radiaciones a nivel mundial, probar un sofisticado software y poner en marcha un despliegue de paneles solares para captar energía. De este modo, la institución educativa se convierte en una estación de seguimiento espacial 

«Xatcobeo»: el primer gallego en conquistar el Universo
«Xatcobeo»: el primer gallego en conquistar el Universo

En el ADN de los gallegos se encuentra la inquietud por viajar y buscar nuevas oportunidades lejos de su tierra natal. Quizás, empujado por este espíritu, entre otras motivaciones, un pequeño satélite «made in Galicia», que responde al nombre de «XaTcobeo», se lanzará a la conquista del Universo. Lo cierto, es que no se irá muy lejos, tan sólo se quedará en la órbita terrestre, pero se convertirá así en el primer gallego en salir al espacio exterior.
Todo se a debe una iniciativa de la Universidad de Vigo que, en colaboración con el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA) del Ministerio de Defensa, ha desarrollado en los últimos tres años la construcción de un picosatélite, con unas dimensiones de diez por diez por diez y pesa menos de un kilogramo. Como explica Fernando Aguado, máximo responsable del proyecto y profesor titular de la Universidad de Vigo, «este nanosatélite desarrollará dos tipos de experimentos: por un lado, una radio-software reconfigurable en vuelo, que permitirá adaptar el esquema de comunicaciones entre el satélite y la estación de seguimiento en tierra, en la facultad de Telecomunicaciones del campus vigués. Por otro lado, transportará un medidor para analizar el índice de radiación en los denominados anillos de Van Allen, una zona que rodea la Tierra a una altura de entre 1.500 y 16.000 kilómetros, con partículas de alta energía, protones y electrones, atrapados por el campo magnético terrestre».
Además de estos experimentos, «XaTcobeo» realizará la validación de un nuevo mecanismo de despliegue de paneles solares, ya que es la primera vez que se van a desplegar paneles en este tipo de satélite de dimensiones reducidas. La idea con la que surge esta red es que cualquier satélite, independientemente de su posición geográfica, ponga a disposición de la comunidad científica de todo el mundo la información que recoja. «Se trata de ultimar los detalles para la puesta en marcha de toda una constelación de pequeños satélites distribuida por todo el mundo y que permitirá recabar a la comunidad científica diversos tipos de información», subraya Aguado. «XaTcobeo» se encuentra ahora en Holanda, donde se ultiman los preparativos para su lanzamiento en el cohete Vega desde la base espacial de Guayana Francesa.
En la investigación, configuración y preparación han participado cinco grupos de investigación de las escuelas de Ingeniería de Telecomunicaciones, Ingeniería Industrial, y de Ingeniería Informática, y más de 60 alumnos, además de los investigadores del INTA. Para todo ello han contado con un presupuesto de 1,2 millones de euros, donados por el Ministerio de Ciencia y Tecnología, la Xunta de Galicia y la Universidad de Vigo. El nanosatélite ha sido desarrollado con criterios de calidad estándar exigidos por la Agencia Espacial Europea, y ha sido sometido a varios test «con niveles muy exigentes», como las pruebas de vibración o las de termovacío. «Este proyecto ha servido para impulsar el conocimiento tecnológico y la formación de muchos profesionales altamente cualificados, algunos empezaron siendo alumnos y hoy son titulados», apunta Aguado.

Bien recomendado
La Agencia Espacial Europea (ESA) designó a la Universidad de Vigo «nodo de operaciones» en Europa de la nueva red mundial de satélites no comerciales en bandas libres, hace ya algún tiempo. La directora del proyecto, Helen Page, de la oficina de Educación de la ESA, destacó que se eligió a esta institución por el «carácter multidisciplinar» de la entidad universitaria viguesa y su «apuesta» por el mundo de la tecnología. De este modo, la propuesta viguesa fue seleccionada entre dieciocho candidaturas de todo el continente europeo y permite situar a la institución educativa «como un referente» dentro del ámbito de sistemas de pequeños satélites. El proyecto de construcción y lanzamiento del minisatélite gallego «Xatcobeo» fue el «punto de partida» de todo este proceso. Asimismo, desde la universidad se recordó que este proyecto, liderado por la ESA, cuenta con la participación de la NASA, el departamento de Defensa del Gobierno de EE UU, la agencia japonesa JAXA y alrededor de 200 universidades de todo el mundo.
Desde la universidad, Salustiano Mato, el rector ha subrayado que este proyecto es una muestra de «cooperación inteligente» entre diferentes áreas y organismos, y que se encuentra dentro de la línea de investigación del denominado «Vigo tecnológico». Asimismo, Mato señala que «XaTcobeo» responde a una «apuesta estratégica de futuro» que abre las puertas a la internacionalización, al tiempo que ha destacado que se trata de un primer paso dentro de nuevas líneas de investigación en la universidad.

Para 2013, será un valenciano
La Universidad Politécnica de Valencia prepara el lanzamiento de «Politech.i» para 2013. La nave probará nuevos sensores de temperatura basados en fibra óptica y otros experimentos científicos. La Universitat Politécnica de Valencia (UPV), en colaboración con el recién creado Consorcio Espacial Valenciano (VSC) y las Agencias Espaciales Europea (ESA)y Americana (NASA), ha impulsado el desarrollo del primer satélite valenciano bautizado con el nombre de «Politech.i».
Su implementación tecnológica e integración se llevarán a cabo por parte de la empresa ilicitana Emxys, mientras que la empresa Aurora Software and Testing (spin-off de las dos universidades públicas de la ciudad de Valencia) se ocupará de la gestión de las comunicaciones tierra-satélite. «Politech.i» incorpora en su interior una cámara telescópica para la adquisición de imágenes de la superficie terrestre, que se transmitirán a una pequeña estación de seguimiento ubicada en la Ciudad Politécnica de la Innovación de la UPV.