La banca española saca músculo e ignora la rebaja de Moody's

La Razón
La RazónLa Razón

Madrid- Con todas las bolsas europeas cayendo, y contra todo pronóstico, el parqué madrileño logró números verdes gracias al sector bancario y en especial al empuje de Bankia. La rebaja de la calificación crediticia por parte de la agencia Moody's al sector financiero español en bloque ya fue descontada desde que se supo hace casi dos semanas que la banca española seguiría la misma senda de incertidumbre que la italiana. Después de cinco sesiones consecutivas de pérdidas, Madrid subió un 0,44%, impulsada por el repunte de los bancos. Con la prima de riesgo en 482 puntos básicos, el principal indicador del mercado español, el selectivo IBEX 35, subió 28,80 puntos, hasta los 6.566,70 puntos. En la que ha sido hasta ahora la peor semana desde finales de noviembre pasado, el parqué madrileño pierde un 6,13%, en tanto que las pérdidas anuales se aminoran al 23,34%. Por contra, los mercados europeos cerraron en rojo. Así, Londres se dejó un 1,33%; Fráncfort, cedió un 0,6%; Milán, un 0,31% y París, otro 0,13%.
La rebaja de la calificación crediticia de una quincena de bancos españoles por la agencia estadounidense de medición de riesgos Moody's hacía presagiar un nuevo batacazo de la bolsa española, que comenzaba el día con pérdidas considerables, del 2 por ciento, y descendía por debajo de los 6.400 puntos, situándose en niveles de finales de mayo de 2003. Sin embargo, poco a poco fueron llegando noticias alentadoras que lograron hacer repuntar al selectivo. El sector financiero tiró del carro ante la posibilidad de que se vuelva a prohibir apostar a la baja contra el sector. Hora y media después de la apertura de la sesión, se alcanzaban los 6.600 puntos.

Todos los grandes valores subieron: BBVA, el 3,69%; Iberdrola, el 3,51%; Banco Santander, un 2,97%; Repsol, 2,63%, y Telefónica, que pagaba dividendo, el 1,27%. Otros valores al alza fueron Sacyr, que avanzó el 16,58%; Indra, el 7,98%, y Acciona, un 4,67%.

Pese a la tímida subida, y tras cinco sesiones de caídas, la Bolsa se anota su peor semana en lo que va de año, con una caída acumulada del 6,13%. En el mercado de deuda pública, la prima de riesgo española se mantenía por encima de los 480 puntos básicos y la rentabilidad del bono a 10 años se quedó en el 6,25%.