Cinco años de cárcel para «Txapote» por «abastecer» al comando Madrid

La Audiencia Nacional ha condenado a 5,2 años de cárcel a Francisco Javier García Gaztelu, alias "Txapote", ex jefe de los comandos de ETA, por haber abastecido al "comando Madrid"que en 2000 pretendía asesinar en la capital a jueces, políticos o militares.

En una sentencia dictada por la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia, se considera probado que "Txapote"entregó armas y documentos falsos a dos etarras a las que encargó atentar en madrid.

Las dos etarras a los que entregó el material fueron Nerea Garro Pérez y Ainhara Esteran Cruz, con las que García Gaztelu se encontró en el país galo el 28 de octubre de 2000.

En este encuentro, "Txapote"entregó a estas dos etarras dos pistolas, tres juegos de DNI y permisos de conducir falsos, además de otros documentos también carentes de autenticidad. Las terroristas recibieron este material tras haber recibido el encargo de elaborar en Madrid informaciones para atentar contra jueces, militares o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

En la sentencia conocida este martes, la Audiencia condena a García Gaztelu a 2,8 años de cárcel por tenencia ilícita de armas, mientras que se le imponen otros 2,4 años de prisión por falsificación de documentos oficiales.


Cinco años de cárcel para Carasatorre y Lete

Los etarras Juan Ramón Carasatorre Aldaz y José Ramón Lete Alberdi, fueron condenados hoy en Francia a cinco años de cárcel por haber constituido en el aparato militar de ETA una estructura dedicada a la formación de terroristas cerca de Pau (suroeste) entre septiembre de 2000 y noviembre de 2001.

El Tribunal Correccional de París también dictaminó la expulsión definitiva de Francia al término de la pena de prisión para Carasatorre (48 años) y Lete (49 años), que cumplen otras condenas y están pendientes de ser extraditados a España.

Ninguno de los dos quiso responder a las preguntas del tribunal ni intervenir durante este juicio, el primero que se celebra en Francia contra ETA desde que la banda hiciera público el domingo que ha declarado un alto el fuego.

La condena fue inferior a los seis años que había solicitado la fiscal Fanny Bussac, que insistió en que estos dos hombres, que cuentan con un largo historial en la organización terrorista, estaban "encargados de formar a los asesinos de ETA".