La Copa deprime al Madrid (0-0)

Sin muchos de los titulares, el equipo eléctrico que arrasa en la Liga se convirtió en otro lento y previsible. Al Murcia le bastó con el orden para seguir invicto

Benzema no aprovechó la oportunidad que le dio Mourinho
Benzema no aprovechó la oportunidad que le dio Mourinho

La Copa del Rey no le sienta bien al Real Madrid. En los últimos años se ha convertido en una competición hostil que sólo le ha dado sustos y disgustos a los blancos. Mourinho propuso una alineación alternativa, llena de jugadores no habituales que terminaron acabando con su paciencia. La versión copera fue lenta, espesa, nerviosa en los minutos finales, aburrida y previsible. Nada que ver con el equipo que se ha acostumbrado en la Liga a golpear a los rivales sin preguntar antes, y con una precisión que asusta. El juego eléctrico que fulminó al Racing al primer toque se transformó en La Condomina en mucha posesión, pero pocas amenazas. El Murcia estaba cómodo defendiendo cerca de su área, preocupado de no equivocarse demasiado y no dejar ningún espacio al talento rival.

Las comparaciones entre el doble pivote habitual (Xabi Alonso y Khedira) y el que jugó ayer (Diarra y Granero) no resiste ni la más simple de las comparaciones. El jugador de Mali cobra del Real Madrid y viste su camiseta y el traje oficial, pero las coincidencias con un futbolista de la primera plantilla terminan ahí. Vive desconectado del resto, algo que se nota en el campo. Intentó ganarse la confianza del técnico muy rápido y lo que estuvo a punto de conseguir es ser expulsado en un par de ocasiones. Su aportación defensiva se notó especialmente en la segunda mitad, mientras que la ofensiva siempre fue inútil.

El malí puede que tenga una segunda oportunidad por parte de Mourinho, algo que no va a tener tan fácil Benzema. Karim suspendió el examen. Su tristeza es contagiosa y desmoraliza a su defensor más entusiasta. Si el francés juega como es, debe de ser un chico de lo más tímido y aburrido, todo lo contrario de lo que «Mou» exige a sus delanteros. Verle trotar por el área convierte a Higuaín en Balón de Oro.

Canales y Pedro León tampoco tuvieron motivos para volver de Murcia sonriendo. La electricidad de Di María no les cabe ahora mismo en el cuerpo, y ninguno fue capaz de liberarse de la psicosis de la Copa. Los dos argentinos entraron en la segunda mitad para intentar evitar un empate que escuece en Chamartín por todo lo que han sufrido últimamente en este torneo. Es verdad que Granero estrelló un disparo en el palo y Ronaldo lo intentó a balón parado, pero las sensaciones no estuvieron a la altura de las que genera la versión apisonadora de la Liga. Ni Cristiano ni el efecto Mourinho pudieron dar al Madrid una victoria contundente ante un rival modesto, necesaria para olvidar definitivamente lo de Alcorcón y evitar que en la vuelta pueda haber una tragedia parecida a la de hace un año.



Ficha del partido:
0 - Real Murcia: Dani Hernández; Ander Gago, Luciano, Iván Amaya, Óscar Sánchez; Carles, Richi, Miguel Albiol, Dani Aquino (Pedro, minuto 57); Cañadas (Mario Marín, minuto 64) y Kike (Rosquete, minuto 77).
0 - Real Madrid: Casillas; Sergio Ramos, Pepe, Raúl Albiol, Arbeloa; Mahamadou Diarra, Granero (Khedira, minuto 62), Pedro León, Canales; Cristiano Ronaldo (De María, minuto 69) y Benzema (Higuaín, minuto 62).
Árbitro: Miguel Ángel Ayza Gámez, del comité valenciano. Mostró la tarjeta amarilla a los locales Dani Aquino (44') y Carles (90') a los visitantes Mahamadou Diarra (19') y Canales (74').
Incidencias: Partido de ida de dieciseisavos de final de la Copa del Rey que se disputó en el estadio Nueva Condomina de Murcia ante 20.674 espectadores.