El PP llevará al Senado la polémica de los honores militares

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

El PP acusó ayer a la ministra de Defensa, Carme Chacón, de estar diseñando un Ejército «a la medida» para convertirlo en «laico y aséptico», y «más próximo al papel de una ONG que al de garante de la Constitución», además de «muy alejado» de la sociedad española. Debido a la polémica generada en torno a la decisión del Gobierno de suprimir la bandera y los honores militares en la celebración del Corpus de Toledo, el senador popular Agustín Conde llevará este asunto al Senado el próximo martes. Conde será el encargado de preguntar a la ministra acerca de la decisión durante la sesión de control al Gobierno, donde se interesará sobre «la finalidad» que persigue la eliminación de la presencia del Ejército y sus símbolos «en las fiestas populares de índole religiosa». Para Conde, que Toledo acogiese la celebración del Corpus por primera vez sin bandera ni honores militares supone «una ofensa gratuita a la ciudad», consecuencia de «absurdas ocurrencias de unos gobernantes que faltos de ideas para sacar a los españoles de sus muchos problemas se permiten fabricarlos de nuevo cuño».Para el senador, la situación vivida es fruto de la concepción que tiene el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de la actividad política, ya que, a su juicio, gobierna «un país que no le gusta» y utiliza la ingeniería social «para convertir España en lo que le gustaría que fuera».Por su parte, el portavoz del Grupo Socialista en la Comisión de Defensa, Jesús Cuadrado, considera que las declaraciones del senador del Partido Popular son «un exabrupto» propio de un «analfabeto constitucional» y un «insulto» a las Fuerzas Armadas.