Cazado a 165 km/h y sin puntos un diputado de Convergència

Figueras fue sorprendido por los Mossos en la AP-7

El diputado Gerard Figueras es también el presidente de las juventudes de Convergència Democràtica
El diputado Gerard Figueras es también el presidente de las juventudes de Convergència Democràtica

Barcelona- El diputado de CiU en el Parlament y presidente de las juventudes de Convergència, Gerard Figueras, tuvo que salir ayer a pedir «disculpas» por sobrepasar el límite de velocidad en la carretera. Los Mossos d'Esquadra interceptaron el domingo al líder de la Joventut Nacionalista de Catalunya (JNC) conduciendo rebasando la velocidad permitida, iba a 165 km/h, tras haber agotado todos los puntos de los que disponía.
En declaraciones a Efe, Figueras confirmó que circulaba a más velocidad de la permitida por la AP-7 a la altura de L'Hospitalet de l'Infant. Alegó que tenía una mañana «sobrecargada de actividades», lo que le movió a apretar en exceso el acelerador para llegar puntual a un acto del conseller Lluís Recoder en L'Ametlla de Mar. «Tomé la mala decisión de correr más de la cuenta para llegar a L'Ametlla de Mar. Pido disculpas públicamente por un hecho que no se tendría que haber producido nunca», afirmó.
La patrulla de los Mossos que detuvo su coche constató al revisar la base de datos que Figueras había agotado ya su carné por puntos debido a infracciones cometidas anteriormente. El diputado, que tuvo que presentarse ayer en el juzgado de instrucción de Reus, alegó que no ha recibido notificación alguna comunicándole que ya no tenía saldo en su carné por puntos.
El juzgado de instrucción de Reus elevará al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña el caso, que por tratarse de un diputado sigue un procedimiento especial.Figueras, que no podrá conducir hasta el 1 de noviembre, había infringido el límite de velocidad en anteriores ocasiones.«Tengo el mal vicio de no decir nunca que no cuando me piden que esté presente en un acto, sea donde sea de Cataluña. Querer llegar a todas partes me ha obligado a forzar la máquina más de la cuenta», intentó defenderse.
El diputado del PSC Joan Ferran calificó de «intolerable» y «poco ejemplificante» que un representante público conduzca con temeridad y sin permiso.