Buscan a 10 delincuentes británicos en la Costa Blanca

Autoridades británicas y españolas han hecho pública hoy la identidad de diez delincuentes, algunos de ellos acusados de narcotráfico o contra la libertad sexual, que podrían esconderse en la Costa Blanca, por lo que han pedido la colaboración ciudadana para hallarlos.

Esta campaña ha sido presentada esta mañana por la subdelegada del Gobierno en Alicante, Encarna Llinares, miembros de la embajada británica en Madrid, del consulado británico en Alicante y de las fuerzas y cuerpos de seguridad de España.

La denominada 'Operación captura', que se lleva a cabo por sexta vez, está coordinada por la organización sin ánimo de lucro 'Crimestoppers', la Agencia británica contra el Crimen Organizado Grave (SOCA) y el Ministerio de Interior español.

A Jamie Dempsey, de 32 años, se le busca por colaborar en la importación de 229 kilos de cocaína a Reino Unido; a Derek McGraw Ferguson, de 46 años, por su presunta relación con un asesinato, y a Anthony Fraser, entre otros, por su presunta participación en la importación de dos kilos de marihuana a Reino Unido.

Patrick Pious Hancox, de 67 años, es buscado por cometer delitos sexuales contra una menor; a Eriberto Jiménez, de 32 años, por conspirar para suministrar cocaína, y a Jonathon Lejmanpor, de 30 años y con una cicatriz en la parte izquierda de la cara, por robar y agredir a los ocupantes de una vivienda.

El resto de los buscados son Darren Kevin, de 36 años, por la presunta comisión de un secuestro y robo; William Thomas, por su relación con un asesinato; Andrew Mark, de 41 años, por delitos relacionados con drogas, y Everardus Wijtvliet, de 39 años, por tráfico de drogas.

Desde que se iniciaron estas campañas en el año 2006, y gracias a la colaboración entre ambos países, se ha logrado detener a 38 de los 50 delincuentes británicos más buscados, de los que más de la mitad han sido detenidos en territorio español, y entre cuatro y cinco en la provincia alicantina, ha informado Llinares.

La subdelegada del Gobierno ha manifestado que en Alicante residen más de 127.500 ciudadanos de origen británico, cifra que representa un 44 por ciento de ciudadanos de la Unión Europea, por ello ha calificado la colaboración entre ambos países como "esencial".

En la campaña de 2008, se consiguió detener a 8 de los 10 delincuentes a los que se buscaba, resultado que un representante de la secretaría de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior, Marcelino Gutiérrez, ha calificado como "excepcionales".

El director de operaciones de Crimestoppers, Dave Cording, ha pedido la colaboración ciudadana para continuar la labor de esta organización, que comenzó hace 23 años, y ha recordado que a través de la página web "www.crimestoppers.es"cualquier persona puede enviar de manera anónima y confidencial pistas sobre el paradero de los delincuentes a los que se busca.

Por su parte, el jefe de Operaciones de SOCA, Ken Gallagher, ha destacado que algunos de los delincuentes en busca y captura creen que en territorio español pueden ocultarse para evadir la ley, y ha destacado que estas campañas informativas ayudan a encontrar a estos individuos o a inducir a que se entreguen a la policía.