Mourinho: adiós Inter hola Madrid

El representante del técnico portugués, Jorge Mendes, negoció con Valdano en el Bernabéu 

El representante de Mourinho, en el Bernabeu para ultimar el fichaje del portugués
El representante de Mourinho, en el Bernabeu para ultimar el fichaje del portugués

 Manuel Pellegrini ya es historia en el Real Madrid. Y no porque todo el mundo (aficionados y directivos) lo quisiera, pero lo cierto es que el relevo en el banquillo a favor de José Mourinho ya es un hecho. Los dos condicionantes que por una parte o por otra tenían la operación en «stand by» se han desbloqueado: jugar la final de Liga de Campeones y que «Mou» la ganara.

Mientras el técnico portugués declaraba desde Lisboa al canal TVI de Portugal que su contratación por parte del Real Madrid estaba «prácticamente arreglada», su representante, Jorge Mendes, acudía en dos ocasiones durante la mañana al Santiago Bernabéu para ultimar las condiciones de una firma que se alargará durante cuatro temporadas, a razón de 6 millones de euros netos (12 brutos) anuales. El contrato tendrá una cláusula liberatoria por medio de la cual si echa al técnico antes de esos cuatro años, tendrían que indemnizarlo con lo correspondiente a un año como máximo. Por la tarde se esperaba la presencia de Manuel Pellegrini, pero el chileno no acudió a finiquitar su compromiso con Jorge Valdano, su máximo valedor.

 La marcha del técnico y la llegada de Mourinho son seguras. Lo que ocurre es que las cosas de palacio van despacio y el flamante campeón de Europa tiene que solventar en Milán su rescisión de contrato con el Inter. Massimo Moratti sabe que tendrá que buscarse otro técnico, pero espera que «Mou» le diga cara a cara que no desea seguir y que quiere que se desvincule del Inter, aunque tiene contrato hasta 2012.

Y una vez dado ese paso, el siguiente es solucionar la indemnización con el club de Milán. Desde Italia apuntan que son 16 los millones que tendría que pagar el Madrid. La cantidad es correcta, pero Mourinho había llegado a un acuerdo verbal con el presidente del Inter para poder abandonar el club sin pagar la indemnización si ganaba títulos, y ha conquistado Liga, Copa y la ansiada Liga de Campeones. Florentino Pérez no desea una confrontación con el Inter y espera que todo se resuelva por los cauces de la cordialidad, dada su amistad con Moratti.

Desvinculado del Inter, «Mou» aterrizará en Madrid para reunirse con Florentino y Jorge Valdano. «Me falta reunirme con algunas personas con las que no he hablado para saber exactamente qué pretenden de mí y las condiciones estructurales», afirmó. «Quiero saber qué me pueden proporcionar para no tener cualquier tipo de recelo sobre mi trabajo ahí», añadió. O lo que es lo mismo, Mourinho quiere el mando único del vestuario y la decisión última sobre altas y bajas.

 Y el tercer paso será la presentación, que podría ser el jueves o viernes. La idea de Mourinho sería quedarse en Madrid una semana para preparar todo lo concerniente a la próxima temporada. Será la hora de hablar del futuro del Real, de altas y de bajas. No se espera que sean muchos los jugadores que abandonen el equipo. «Mou» quiere a Maicon, pero el Inter va a pedir cerca de 30 millones, lo que complicará la negociación. Lo de Silva cada día está más hecho y ya ha habido contactos con el Valencia para saber lo que piden.