Cartagena redobla sus esfuerzos para convertir la ciudad en un «Puerto Home»

Comunidad Autónoma y Ayuntamiento encargan un estudio para conocer los requisitos

El puerto de la ciudad cartagenera aspira a pasar a ser un polo de salida y destino de cruceros después de su buen rendimiento como zona de escala para descanso de los turistas
El puerto de la ciudad cartagenera aspira a pasar a ser un polo de salida y destino de cruceros después de su buen rendimiento como zona de escala para descanso de los turistas

CARTAGENA- La ciudad de Cartagena tiene puestas sus miras para salir de la crisis en convertir el municipio en punto de partida y destino de cruceros aprovechando el puerto que posee y la capacidad turística que ha experimentado la localidad en los últimos años. Dentro de la hoja de ruta diseñada por la alcaldesa Pilar Barreiro para dinamizar la economía e incentivar la creación de empleo se encuentra la conversión de la ciudad en lo que se conoce dentro del argot marítimo como «Puerto Home».

El proyecto se hizo público el mes pasado y cuenta con el respaldo del Gobierno regional mediante el apoyo que prestarán las consejerías de Obras Públicas y Ordenación del Territorio; Universidades, Empresa e Investigación y Cultura y Turismo. Por lo tanto, el desarrollo de la iniciativa contará con la implicación tripartita de Comunidad Autónoma, Ayuntamiento de Cartagena y Autoridad Portuaria. El primer paso que se ha dado ha sido la solicitud de un estudio en el que aparecerán reflejadas las posibilidades, ventajas y requisitos necesarios para que la ciudad se pueda convertir en puerto base de cruceros.

Lo que recogerá el documento son las necesidades que plantean las compañías oceanográficas para desembarcar en la zona. No obstante, existe una serie de cuestiones en las que el Ayuntamiento cartagenero se encuentra trabajando activamente para hacer de su puerto un lugar atractivo. Se trata por ejemplo, de la remodelación de la zona para acondicionarse al amarre de varios buques de forma simultánea. Es decir, que el puerto tenga capacidad suficiente como para poder recibir entre seis y ocho cruceros a la vez. También se adecuarán los puestos de vigilancia a las exigencias de las compañías y se trabaja en proyectos para acondicionar el entorno pensando en la recepción y salida de pasajeros, así como en la disposición de oficinas de embarque y desembarque.

Otra de las cuestiones que se abordará será la relativa a la presencia permanente de personal de las compañías para asesorar a los viajeros y dispensar billetes y horarios. De igual manera, se va a acometer una ronda de contactos con las principales compañías navieras que operan en la zona mediterránea con el objetivo de establecer contactos fluidos con las mismas y lograr avales para el proyecto desde el punto de vista del respaldo a la iniciativa. Asimismo, el Ayuntamiento se esfuerza para lograr los permisos pertinentes tanto de la Autoridad Portuaria de Cartagena como de la Armada para que el proyecto goce de todas las licencias necesarias.