El presidente del Congreso discrepa de Pedraz y no cree que la clase política esté en decadencia

El presidente del Congreso, Jesús Posada, ha discrepado hoy de las consideraciones sobre los políticos del juez Santiago Pedraz, quien en el auto de archivo de la causa contra los convocantes del 25S ha hablado de "la convenida decadencia"de la clase política.

"Yo no creo que esté en decadencia", ha disentido Posada en declaraciones a los periodistas, tras presidir una reunión de la Junta de Portavoces de la Cámara Baja.

En su auto de archivo, Pedraz enmarca la protesta del 25S en el derecho a la libertad de expresión, "máxime ante la convenida decadencia de la denominada clase política".

Posada, quien ha recordado que los políticos no deben enjuiciar por responsabilidad lo que hacen los jueces, ha precisado que en este caso sí se iba a permitir disentir de Pedraz, porque él no cree que los políticos estén en decadencia.

Sobre el archivo de la causa contra los ocho convocantes del 25S, Posada ha admitido que la sesión plenaria del 25 de septiembre transcurrió "con absoluta normalidad", de lo que se siente "muy satisfecho".

Ahora bien, ha dejado claro que si todo se desarrolló de forma normal fue porque "había unos policías nacionales que impedían que se alterara la normalidad del Congreso".

Desde el PP, el diputado José Antonio Bermúdez de Castro ha asegurado que el hecho de que Pedraz no crea que lo realizado por los ocho detenidos es constitutivo de delito, tampoco significa que la actitud de algunos de los manifestantes no fuera "profundamente antidemocrática".

"En momentos tan difíciles hay que escuchar a la calle pero también hay que obedecer a las urnas", ha alertado el diputado del PP, que ha eludido replicar a las "consideraciones personales"del juez que, a su juicio, "nada tienen que ver"con la causa.

Por su parte, la portavoz socialista en el Congreso, Soraya Rodríguez, ha afirmado que las manifestaciones de Pedraz parecen "un juicio de valor no muy jurídico".

No obstante, ha manifestado su respeto por todas las resoluciones judiciales tal y como "siempre hace el PSOE".

Para el diputado de UPyD Carlos Martínez Gorriarán, quien ha dicho no sentirse aludido por el auto de Pedraz, ha considerado que la clase política no está en decadencia, sino que "lo que está en decadencia es la Constitución y su vigencia".

Con todo, se ha preguntado por qué la supuesta decadencia de la política tiene que estar dentro de un auto judicial.

"No sé si está hablando también de él", ha contestado Martínez Gorriarán al ser preguntado por el tema, aunque acto seguido ha precisado que no cree que los jueces estén en decadencia, pero quizás no deberían dedicarse a "calificar lo que hacen otras personas que forman parte de las responsabilidades del Estado".